Mujer ocultó a su familia que tenía COVID-19, los contagió y todos murieron

1519
Familia muere por COVID-19 en Venezuela
Imagén de referencia.

VENEZUELA. Cinco integrantes de una  familia  contrajeron COVID-19  y, en 42 días, todos fallecieron a causa de complicaciones relacionadas con la enfermedad, ya que el primer familiar en contagiarse ocultó su estado por un tiempo.

La primera en contagiarse fue la madre del hogar, una mujer de 36 años de edad, llamada Verónica García, quien tomó la decisión de ocultarlo a su esposo, José Antonio Gómez y a sus tres hijos, una adolescente de 17 años y dos mellizos.

La mujer se habría contagiado en diciembre del año pasado y comenzó a presentar síntomas durante la segunda semana de ese mes. Ella decidió hacerse una prueba rápida y luego una prueba PCR: ambas arrojaron un resultado positivo para coronavirus.

La mujer decidió hacer público su diagnóstico cuando su pareja, José Antonio Gómez,  asistió a una reunión familiar el 27 de diciembre.

Durante el encuentro, la mujer llamó al hombre para explicarle que su diagnóstico había resultado positivo para coronavirus y que por esa razón no era conveniente que mantuviera un encuentro presencial con más miembros de la familia.

“Él se fue a la reunión. Las fiestas están prohibidas, pero se reunieron, quizá unas 20 o más personas. Tomó licor, habló con amigos, cuando recibió una llamada telefónica de su esposa, donde le dijo que se regresara a la casa, que no compartiera con nadie, porque ella tenía COVID-19 y él podía estar infectado”, contó la hermana de Goméz en conversación con medios locales.

Lea también: «Que Dios los perdonde»: Mujer muere al comprar tanque de oxígeno y recibir uno de helio 

Momento crítico

Ante el aviso de su esposa, José Antonio Gómez decidió junto a sus hijos hacerse pruebas de coronavirus, aunque los primeros resultados arrojaron que los niños no estaban contagiados.

No obstante, durante la primera semana de 2021, Verónica García empezó a presentar complicaciones más severas. Posteriormente fue hospitalizada el 14 de enero por un cuadro de neumonía.

En ese momento, el padre de familia recurrió nuevamente a una prueba PCR  para él y sus hijos, donde arrojaron resultados positivos, aunque eran asintomáticos.

“Él estaba muy preocupado al enterarse de su condición. Yo hablé mucho con él, le dije que tuviera mucha fe en Dios, que él era una persona joven. Que se cuidara y que además era asintomático, sin ninguna complicación», afirmó la hermana del padre fallecido.

«Sí recuerdo que me dijo que tenía tos por la noche y por la mañana, los niños también. Pero, él insistía en que era por el frío en la madrugada y parte de la mañana”, continuó.

El sábado 16 de enero José Antonio Gómez fue hospitalizado ante la profundización de sus síntomas, mientras su esposa Verónica falleció dos días después por cuenta de un cuadro severo de COVID-19.

En cuestión de un par de días, José Antonio también se agravó y falleció el 19 de enero. Su hija de 17 años fue hospitalizada porque había presentado síntomas como fiebre y dolor de cabeza.

Lo mismo sucedió con los dos mellizos de 4 años de edad, quienes ingresaron a la clínica por neumonía. Sin embargo, primero falleció la adolescente y luego, el 27 de enero, perdieron la vida sus hermanos mellizos.


Nota para nuestros lectores:

🔹 Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: http://bit.ly/2LotFF0