Menos de 10 días y dos casos de asesinatos dentro de cárceles de «máxima seguridad» en Honduras

85
Cárceles de máxima seguridad
Cuatro muertos y varios heridos en a penas ocho días.

SAN PEDRO SULA, HONDURAS. Las cárceles de máxima seguridad en Honduras se han convertido en auténticos sitios de guerra en dos ocasiones en menos de 10 días.

Desde el 30 de septiembre hasta la fecha se registraron cuatro internos asesinados dentro de «La Tolva» y «El Pozo» ubicados en El Paraíso y en Ilama, Santa Bárbara.

Lo anterior genera dudas entre los hondureños, preguntándose cuánta «seguridad» hay dentro de las cárceles de «máxima seguridad» en el país.

Aparentemente, según los acontecimientos ocurridos en los últimos días, los reclusos siempre encuentran la forma de comer fechorías dentro de los muros de la cárcel.

Pese a que les es imposible ingresar armas, son capaces de crearlas con sus propias manos. Es así como varios reos han resultado heridos y otros muertos.

En su defensa, el subdirector German Mcneil, dijo que estos acontecimiento «ocurren en todas las cárceles del mundo, no tan solo en Honduras».

Cárceles de máxima seguridad

La construcción de las cárceles de seguridad costaron al rededor de 1,200 millones de lempiras. En el caso de «La Tolva», comenzó a construirse e fecha 15 de abril del año 2015.

La empresa que ejecutó ambas obras fue la compañía constructora INMSA-ARGO.

Cabe señalar que las bases de sus muros son de concreto hidráulico, el más fuerte de todos. Además, cuentan con un avanzado sistema de cámaras de seguridad.

Avanzado sistema de cámaras de seguridad.
Las cárceles de máxima seguridad fueron diseñadas para los criminales más peligrosos.

«La Tolva» (dos muertos y varios heridos)

En «La Tolva» cárcel ubicada en el paraíso, a punta de golpes de mataron e hirieron varios reclusos. Al menos esa fue la información que brindó el Instituto Nacional Penitenciario.

Los privados de libertad que murieron en aquella ocasión son: Rigoberto Milla, alias «Barrabás» y Carlos Enrique García Reyes.

Por otra parte, Mcneil afirmó que los reos heridos solo presentaban golpes y lesiones leves. Esto, pese a que las imágenes de los prisioneros recibiendo atención médica demostraban contrario.

Los hombres lucían su ropa llena de sangre; algunos con el rostro completamente desfigurado. Otros, sí, con heridas leves en diferentes partes del cuerpo.

Le podría interesar: Por depresión se habría lanzado hombre de puente Soberanía al Río Choluteca

Los reos heridos recibieron atención médica inmediata.
Algunos mostraban heridas de gravedad.

«El Pozo» (dos muertos con heridas de un arma fabricada dentro de las instalaciones)

Tan sólo ocho días después fue el turno de «El Pozo», ubicado en Santa Bárbara, de enlutar familias.

En esta ocasión, dos hombres resultaron muertos luego que otro recluso les infiriera varias heridas con un arma corto punzante hechiza.

Los ahora occisos son: Wilson Nahún Fonseca Rodríguez y Elvin Josué Valladares Castellanos, según lo confirmaron las autoridades policiales.

Inmediatamente, las autoridades policiales dentro de la cárcel aseguraron al presunto asesino de los dos individuos.

Se trató de José Dionisio Rivas Fonseca. Además, se investiga la posible participación de otros internos en el doble crimen.

Lo anterior fue confirmado a través de un comunicado emitido por el Instituto Nacional Penitenciario (INP).

Comunicado oficial del INP.