MP solicita pena máxima y multas millonarias para imputados en despilfarro del CAH

287
En los juzgados se desarrolló la audiencia de individualización de la pena para Olvin Mejía Santos.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Este jueves, el Ministerio Público (MP) solicitó que se apliquen las penas máximas y multas millonarias para los siete imputados en el millonario desfalco del Colegio de Abogados de Honduras (CAH).

En ese sentido, dicha solicitud se realizó en los Juzgados en Materia de Corrupción de Tegucigalpa, mientras se desarrolló la audiencia de individualización de la pena para Olvin Mejía Santos. Por lo cual se solicitó 16 años de cárcel y una multa de 25 millones 121 mil lempiras.

Por su parte, para el imputado Josué Argeñal, se solicitó una pena de 16 años de cárcel y una multa por la cantidad de 30 millones de lempiras.

Para el inculpado Héctor Andino, se pidió una sentencia de 16 años de encarcelamiento y el pago de una multa por 25 millones de lempiras.

Lea también: MP pide 1,500 años de prisión para expresidente del CAH, Olvin Mejía

Petición de penas para los imputados

De igual forma, la sentencia que pidió el MP para el Pastor Valladares es de 8 años de prisión. A la vez, una multa de 13 millones de lempiras.

En el caso del imputado Oscar Reinaldo Casco, se solicitó 8 años de encierro y 6 millones 510 mil lempiras de multa.

La pena solicitada para Rossel Arturo Euraque López, es de 8 años de cárcel y 4 millones 267 mil lempiras de multa. Asimismo, en el caso de Francisco Valladares, se pidió 8 años de prisión y una multa de 2 millones 316 mil lempiras.

En cuanto a las personas que se ha encontrado culpables a título de complicidad, las defensas técnicas pidieron que paguen una pena de 4 años de encarcelamiento y para los demás 8 años de prisión.

Con respecto al tema, el portavoz de MP Carlos Silva, señaló que el próximo jueves 10 de octubre a las 9:00 a.m., se desarrollará la audiencia de lectura de sentencias para los imputados.

Por medio del expediente de investigación del caso, se indicó que los imputados mencionados cometieron el desfalcó del CAH en dos períodos seguidos, del 2008 al 2012.

En tal sentido, la investigación señaló que los abogados junto con los expresidentes del CAH, Olvin Mejía y Óscar García Castellanos, cambiaron más de 200 cheques de forma fraudulenta, por un valor de más de 200 mil lempiras cada uno.