26.7 C
San Pedro Sula
sábado, junio 22, 2024

Mexicana sobrevive a tragedia en Corea: había cuerpos debajo de mí

Debes leer

Redacción.- Juliana Velandia Santaella, originaria de la ciudad de Mexicali, fue una de las sobrevivientes de la estampida en Seúl, Corea de Sur; lugar donde se celebraron los festejos de Halloween. En el incidente cerca de 154 personas perdieron la vida, de las cuales 26 eran extranjeras y otras 80 resultaron heridas.

A pesar de las fuertes imágenes compartidas en internet la mexicana de 23 años logró salir con vida de la catástrofe. En una entrevista con el diario The Washington Post, la sobreviviente compartió su temor de no salir del callejón, pues quedó atrapada media hora sin poder respirar, ahora sufre de rabdomiólisis; padecimiento que se presenta cuando el oxígeno no puede llegar a los músculos y existe una descomposición del tejido, lo cual provoca daño a los riñones.

En el testimonio, la mexicana relató que fue a Corea del Sur debido a un intercambio escolar, pues cursa la carrera de Medicina. Actualmente realiza sus estudios en la Universidad Católica de Bucheon, en la cual llegó en agosto de este mismo año. De acuerdo con Velandia, fue con otra mexicana, quien era su compañera de habitación, ambas fueron rescatadas con vida; sin embargo sufren lesiones graves debido al aplastamiento de sus cuerpos.

desaparecidos en estampida
En el acto murieron al menos 45 ciudadanos.
Le puede interesar: Contabilizan 270 desaparecidos en estampida de Halloween en Seúl

La historia comenzó cuando las amigas paseaban en la parte de la pendiente del callejón e inmediatamente ellas, junto con otras personas, comenzaron a caer al piso, hasta el grado de que los pies de la estudiante de medicina ya no tocaban la calle, pues estaba sostenida por los demás asistentes del evento.

“Caminamos unos metros, doblamos a la izquierda y en el callejón ocurrió todo. Yo estaba en la parte de arriba de la pendiente. Y todos empezamos a caer hacia abajo. Nos empezaron a empujar, a empujar, a empujar y no paraban.”, explicó la mexicana.

Estampida en Seúl 2
Cientos de personas estaban en una fiesta de disfraces, que luego se volvió tragedia

A consecuencia de los empujones y el aplastamiento, la joven de 23 años perdió de vista a su acompañante. Incluso, no recordó el lugar en dónde se hallaba, sólo estaba concentrada en poder respirar. Del mismo modo, Velandia narró que no podía expandir sus pulmones y a consecuencia, dejó de sentir sus extremidades.

“En un punto mis pies ya no estaban tocando el piso, ya había cuerpos debajo de mí. Había un muchacho que estaba inconsciente y me estaba aplastando y mis piernas estaban resultando tan aplastadas que dejé de sentirlas. Yo juré en un momento dado que iba a perder las piernas, que me las iban a romper… Que nunca más las iba a poder mover”, aseguró al medio de EEUU.

 

Estás a un paso de recibir nuestro PDF Gratis

Última Hora

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido