más de tres mil homicidios
La información difundida este domingo no precisa las causas de la reducción de las muertes violentas en Honduras.

Tegucigalpa, Honduras. – Más de tres mil homicidios (3,473) se registraron en Honduras entre enero y noviembre pasado, lo que supone un 27 por ciento menos que los 4,760 del mismo período de 2016.

Las estadísticas del informe del Ministerio de Seguridad, señala que la media diaria de asesinatos en Honduras entre enero y noviembre pasados fue de 10, 3 al día. Esta cifra está por debajo de los 14 de los primeros 11 meses del año pasado.

Más de tres mil homicidios en el 2017

También, el documento destaca que Tegucigalpa, San Pedro Sula y Choloma son las ciudades que registran los índices más altos de homicidios. Eso, con 533, 352 y 188 asesinatos, respectivamente.

El año pasado se registraron en Honduras un total de 5.072 homicidios, de acuerdo a cifras oficiales. La información difundida este domingo no precisa las causas de la reducción de las muertes violentas en Honduras.

El Gobierno hondureño, que preside Juan Orlando Hernández, ha puesto en marcha varias medidas para bajar la violencia, que incluyen la creación de nuevas fuerzas de seguridad, mismas que paradójicamente están siendo señaladas por Amnistía Internacional por violaciones a Derechos Humanos así como posibles responsables de al menos 14 asesinatos en el marco de la actual crisis política y social que el país enfrenta.

La violencia causada por el crimen organizado y el narcotráfico es uno de los principales problemas de Honduras. Siendo uno de los países utilizados para el paso de la droga que llega de Sudamérica con destino a Estados Unidos.

Lea: Derechos Humanos en Honduras, tema incómodo por la crisis política

 

Derechos Humanos en Honduras: suspensión de garantías, muertes y represión

Amnistía Iternacional denunció este pasado viernes a las autoridades de Honduras. Esto por ser las“responsables de la muerte de al menos 14 personas”. También denunció violaciones de los derechos humanos. Esto “al reprimir las protestas populares”. Todo ello tras las elecciones presidenciales del pasado 26 de noviembre.

En un reporte, la organización pro derechos humanos también da cuenta de otros abusos. AI denuncia las “golpizas por parte de la Policía a personas que ya habían sido detenidas y sometidas”.

“Honduras pareciera estar en medio de una peligrosa caída libre. En la misma ciudadanos comunes están siendo víctimas de juegos políticos egoístas e imprudentes,” declaró Erika Guevara-Rosas, directora para las Américas de AI.