Luis Almagro quiere recuperar papel central de la OEA

242

En el 2009, la OEA levantó su suspensión de 47 años a Cuba, pero Díaz-Balart alega que Cuba no puede ser admitida porque la nación isleña no tiene un gobierno democrático.

Almagro está de acuerdo que la devolución de la membresía a Cuba tomará tiempo.

No obstante, dijo que si Cuba entra en la OEA eso significaría una atención más directa a sus abusos a los derechos humanos.

“Miren, si Cuba tiene todos estos problemas, esa es una razón para que Cuba no entre en la organización”, dijo Almagro. “Porque la vida se le va a hacer dura”.

Por: Nuevo Herald