Lewandowski liquida al Al-Ahly y lleva al Bayern a la final contra Tigres

274
El goleador polaco Robert Lewandowski marcó los dos tantos con los que los bávaros ganaron su duelo de semifinales.

QATAR.- Sin mucho esfuerzo y jugando a «medio gas» durante muchos tramos, el Bayern Múnich ganó 2-0 al Al-Ahly de Egipto en el Estadio Ahmed bin Ali de Rayán.

El equipo de Hansi Flick consiguió su primer gol al minuto 18 y, aunque todo indicaba que lograría un triunfo contundente con goleada incluida, se conformó con el pase a la gran final del Mundial de Clubes de la FIFA.

El goleador polaco Robert Lewandowski marcó los dos tantos con los que los bávaros ganaron su duelo de semifinales.

CRÓNOMETRO te trae la crónica del partido entre el campeón de Europa y África disputado Qatar.

Superioridad inmensa 

Hansi Flick no se guardó nada y envió un once de gala para enfrentar al Al-Ahly, que realizó dos cambios en su equipo con respecto al partido contra el Lekhwiya.

Bayern Múnich fue dueño absoluto del partido. El balón, el territorio, las acciones de peligro y los goles fueron propiedad del equipo alemán.

Los egipcios nunca encontraron cómo detener a Davies, Muller, Gnabry, Coman y Lewandowski, a quienes les llega el balón con facilidad y ponían constantemente a prueba a la defensa y portero rival.

Al-Ahly no pudo resistir más de 18 minutos. Robert Lewandowski quedó en boca de gol tras un pase de Gnabry y marcó el 1-0.

Ya con el 1-0 y por el desarrollo del partido, se esperaba que llegara la cascada de goles, sin embargo, el campeón de Europa se relajó. El equipo de Flip aflojó tanto que Al-Ahly consiguió llegar a la portería de Neuer, aunque con poca o nula peligrosidad.

Al darse cuenta de que ya no estaban dominando como en los primeros 25 minutos, el Bayern pisó el acelerador de nuevo y estuvo cerca del 2-0, pero Roca, Lewandowski, Davies y Gnabry perdonaron. Marcador 1-0 al descanso.

 

Mejoría sin premio

Al-Ahly se motivó en el entretiempo y mejoró mucho en la segunda parte. El equipo de Pitso Mosimane dio un paso adelante en el partido y mediante la presión y muy buenas combinaciones incomodaron al Bayern Múnich.

La parte complementaria del cuadro egipcio fue más que digna. El club de El Cairo intentó explotar todas sus virtudes y armas, pero no obtuvieron el tan deseado empate.

En los últimos 15 minutos con el boleto a la gran final en riesgo, el equipo alemán se reactivó y consiguió sellar su pase al duelo contra Tigres.

Sané aceleró y con un centro preciso asistió a Lewandowski para que marcara el 2-0 final.

Final y tercer lugar

Bayern Múnich jugará la gran final ante el campeón de Concacaf, los Tigres del «Tuca» Ferreti y André-Pierre Gignac. El partido por el título será el jueves a las 12:00 del mediodía (hora de Honduras).

Palmeiras, la gran decepción del torneo, jugará por el tercer lugar contra el Al-Ahly, que cayó con la cabeza alta. El duelo entre los brasileños y egipcios será a las 9:00 de la mañana este jueves.


Nota para nuestros lectores

Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: http://bit.ly/2LotFF0