LA ENTREVISTA- Hena Ligia Madrid: «Me siento feliz cuando ayudo a las personas»

0
2509
Madrid
La doctora Hena Ligia Madrid Lizardo de Torres, se caracterizado por ser una persona que se preocupa por el bienestar de los más necesitados.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. A pesar de los problemas internos y al límite de los días a fin de tratar de inscribir su movimiento en las elecciones 2020 del Colegio Medico de Honduras (CMH), y darle un cambio a esa institución, la doctora Hena Ligia Madrid, de manera cordial se tomó el tiempo esta semana para responder a varias preguntas.

Aunque nació en la ciudad industrial, San Pedro Sula, y dar sus primeros pasos en ese lugar, se trasladaría a la edad de 11 años hacia Comayagua junto a su familia. Varios años después, llegaría hasta Tegucigalpa, capital del país, donde reside actualmente y la que considera su localidad favorita, ya que es donde más se siente cómoda.

En virtud de lo anterior, la galena recordó que estudió y cursó la primaria en la Escuela Reginald H. Hammer (SPS); centro educativo en ese momento perteneciente a la Standard Friut Company, y que impartía el pan del saber en asociación con el Estado. Madrid indicó que fue una buena educación, «nos enseñaban letra Palmer, era excelente».

«Ingresé de cinco años a primer grado y salí bien, ya a los once años terminé los seis grados de primaria», añadió.

Durante su estancia en la capital del turismo religioso, culminaría la segunda etapa de su preparación académica en el Instituto León Alvarado. «Entre bien joven a la secundaria», recordó.

Lea también: LA ENTREVISTA – Mauricio Kawas: “No tuve novia en el colegio, era desafortunado en ese asunto”

Primero maestra de educación primaria, luego medico 

Ya en Tegucipalpa, primeramente estudió magisterio (antes de interesarse por medicina) en la extinta Escuela Normal de Señoritas. Esto, a petición de su padre también docente, quien le inculcó los valores éticos y morales que ha puesto en práctica toda su vida.

«Como somos tres hermanos (dos varones y una mujer), era la última, la menor y la única mujer. Él dijo, «no, ustedes los tres, primero maestros y luego estudian lo que quieran». Eso ha sido una gran experiencia, porqué siempre me gustó la docencia».

Y agregó que, «primero fui maestra de educación primaria, di clases a tercero y cuarto grado, y a la vez estaba sacando el bachillerato en el Instituto Alfonso Guillén Zelaya. Porqué nadie podía ingresar a la universidad sin sacar el bachillerato y luego entre a estudiar medicina».

Más adelante, contó sus motivos por el cuál decidió que quería ser médico, siendo esta una sencilla razón. «Mi hermano mayor, que me lleva dos años, estaba estudiando medicina y a mi me encantaba verlo a él vestido de blanco y con aquellos libros estudiando todas las noches», aludió Madrid.

«Yo decía, ‘estudio medicina o me hago enfermera’. Pero, quiero ser médico como mi hermano y así fue, me matriculé en ciencias básicas y de ahí seguí con medicina y no perdí ningún año, hace 41 años que me gradué en el 79. Luego entre a estudiar pediatría».

Siempre buscaba sacar buenas notas

Asimismo, la galena relató que era de las estudiantes que sacaba buenas notas, y que tenía una sana competencia con dos amigas más. En efecto de ver quien era la mejor. Por lo tanto, solo contaban las notas de 95 a 100 %.

«Fui de las que sacaba altas notas, en los primeros años de plan básico. Habíamos tres estudiantes que eran quienes nos disputábamos la mejor nota, fue una linda competencia, ya que éramos grandes amigas. Teníamos que sacar de 95 a 100  %, y la que sacara menos de 95 no servía», especificó entre risas.

«En el segundo año de plan básico saque todas las materias entre 98 y 100 %, les gane a las otras dos. Era una competencia bonita», continuó.

Mientras tanto, Madrid señaló que después de egresar de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), se dedicó a incontables cursos. «No tiene idea de cuantos cursos saque (risas). En administración de hospitales, gerencia hospitalaria, seguridad social, medicina de adolescentes, neurología, etcétera», subrayó.

El momento de formar una familia

De acuerdo con Madrid, luego de graduarse de maestra, sus progenitores le presentaron quien sería su único novio, esposo, padre de sus hijos y con el cual mantiene un magnífico y tranquilo matrimonio, a punto de cumplir 50 años de estar felizmente casados, habiendo procreado tres hijos.

«Desde que me gradué de maestra en el último año, me llevaron a presentar a mi casa, el que ahora es mi esposo, único novio oficial que tuve. Estuvimos cinco años de novios y tengo 49 años de casada con él. Me case bien joven, de 19 años, y al año ya tenía mi primer bebé, rápidito (risas)».

La galena precisó que esa etapa de ser madre y estar estudiando medicina fue un momento duro. Por tal razón, dejo un espacio de varios años entre cada uno de hijos.

«Me tocó duro, porque estudie medicina al mismo tiempo criando al bebé y después decidí, porque mire que era demasiado cansado y agobiante, tenía que dejar un espacio de entre cada hijo. Entonces, el primero le lleva 9 años a la segunda; la segunda le lleva 8 años a la tercera y ahí nos quedamos».

En cuanto al tiempo de su esposo en familia, citó que «él era piloto y no era mucho de estar en casa, volaba mucho. A la vez, él estudiaba derecho». En ese sentido, apoyándose el uno al otro salieron adelante.

Hena Madrid y su incursión en la política gremial del CMH

Después de esa dura etapa, la galena mencionó que «incursione en la política gremial del Colegio Médico de Honduras (CMH), y participe en elecciones de esta institución en dos oportunidades».

Y detalló: «Ganamos las elecciones, luchamos por la ley del estatuto del médico empleado con César «El Gordito» Castellanos, un médico muy famoso. Fue alcalde de Tegucigalpa, y lamentablemente murió el día de su cumpleaños en un accidente de helicóptero».

Acto seguido, Madrid aseveró que se levantó el CMH, lucharon por la ley del médico empleado. «Una ley que fue ejemplo en toda Centroamérica, mejoramos los salarios de los médicos entre otras cosas. Todo se regularizo con el Estatuto del Médico, fue un gran avance».

Es oportuno mencionar, que Hena Ligia Madrid, fue diputada del Congreso Nacional y candidata a designada presidencial por parte del Partido Liberal (PL); vicepresidenta del Parlamento Centroamericano (PARLACEN), por Honduras.

2014: Hena Ligia Madrid junto al presidente de Taiwán en ese momento, Ma Ying-Jeou.

Problemática en el sistema de salud 

Por otra parte, Madrid enfatizó que hay deficiencias en el Sistema de Salud. Pero, también afirmó que se han logrado varios avances con respecto al diagnósticos de enfermedades.

«Actualmente hay muchas deficiencias, pero también hay avances. Yo veo que hemos avanzando muchísimo en cirugía cardiovascular, algo que no se daba antes. En trasplante de riñón, en hemodiálisis, que mucha gente moría por insuficiencia renal aguda, pero, ahora son tratados. El diagnóstico de cáncer, que muchos se quedan sin diagnósticos o no se daban cuentan que estaban enfermos», explicó la galena.

Y prosiguió «ahora la carga es grande porqué se diagnostican estas enfermedades. En aquel tiempo no sabíamos que teníamos cáncer u otra enfermedad. Hemos avanzado muchísimo, y hay problemas. Pero, creo yo, que el problema más fuerte es que nosotros esperamos el Sistema de Salud de un país de primera, con una economía de tercera, los servicios de salud son caros en todas partes del mundo».

En resumen, Madrid sentenció de que si no pueden conseguir los ingresos necesarios para mejorar el Sistema de Salud, se debe mejorar la calidad del médico y enfermeras que se forman principalmente en la UNAH.

«Si no se pueden mejorar los ingresos, tenemos que mejorar la calidad del médico y enfermeras que formamos, ahí es donde tenemos que hablar y ponerse de acuerdo. Por ejemplo, con la Universidad Nacional Autónoma de Honduras que es la rectora de todos los programas de educación del país a nivel universitario, que se sienten a pensar, cuál es el currículo de todos los que se gradúan de médico. Porqué si usted compara a un egresado de la Católica con la UNAH, salen mejor formados los de la UNAH y aún con auspicios de huelga y todo.

Cortitas con Hena Ligia Madrid

¿Metas a corto y largo plazo?                                                                                        Bueno, a corto plazo, sería de nuevo hacer un análisis de la situación económica y financiera del Colegio Médico, ayudar a llevar mociones a las asambleas. Aunque, yo no haya ganado la elección, hacer un control más estricto de lo que esta gente hace; O sea llevarlos más de cerca ahorita y continuar con el movimiento, eso sería a corto plazo.

¿Y a largo plazo?                                                                                                            Son objetivos familiares, ver crecer a mis nietos, tengo dos nietos; una niña y un varón de dos hijos, falta una que no se ha casado ya que es muy exigente. Le digo, mira no le pongas tantos «pero», a saber si Diosito te manda un muchacho bueno y vos diciendo «ay es que este es muy vago, ay es que este es muy alto», a todos les pone defectos, yo creo que es no se quiere casar y yo queriendo que se case.

¿Por qué desea que su hija se case?                                                                         Porque uno de padre, si ya sabe que tiene su hogar y que tiene porque luchar, uno hasta se puede morir contento, pero así dejándolos solos no.

¿Pasatiempos?                                                                                                                Me gusta el arte, me gusta la pintura, yo no pinto pero me encantan las pinturas. Tengo mi colección de buenas pinturas de artistas centroamericanos, estuve en el Parlacen, tuve la oportunidad de conocer algunos otros.

¿Le gusta la música?                                                                                                  Me gusta la música, música clásica y música popular, las dos. Me encanta la música y me gusta bailar.

¿Cada cuánto baila?                                                                                                    Me casé con un bailarín y así hacemos ejercicio, nos podemos a bailar para hacer ejercicio y en las fiestas disfrutamos; Bailamos de todo salsa, bueno, más que todo el bolero, el bolero clásico, música de Frank Sinatra.

Siempre le ha gustado ayudar a los demás

¿Cómo ha sido su vida?                                                                                                  Toda mi vida ha sido de voluntariado, me encanta ayudarles a los demás. Por ejemplo, le coordino cirugías, le coordino que le hagan una cirugía más rápida de lo que usted me diga. Si se trata de una empleada doméstica, le ayudo más a ella, con respecto a una persona que tenga otros contactos. Porque mi papá así nos crió, me encanta ayudar a los demás, y ojalá que hasta el último momento de mi vida yo pueda ayudar a los demás.

¿Cómo se siente al momento de ayudar a los demás?                                                Fíjese que, yo no sé, pero me siento tan feliz cuando ayudo a otras personas. Siempre me he encontrado con personas bien agradecidas y ellas me lo expresan. Por ejemplo, aquí hay aseadoras que yo les he atendido a sus hijos o que les ayudo en algo, y ahí vienen cuando menos espero con una bolsita de rosquillas o con una bolsita de quesadillas.

Yo les he dado grandes regalos a gente rica y nunca me han devuelto un regalo a mí, y a veces ni lo agradecen.

¿Qué le dicen las aseadoras cuando las ayuda?                                                         «Fíjese que nadie en este edificio, tanta gente que vive y alquila ninguna se acuerda de nosotras, ni siquiera los jefes. Cuando don Jaime Rosenthal estaba vivo, dicen ellas que don Jaime les daba un almuerzo y les regalaba una canasta de manzanas, vino, queso, era la única manera, en que nosotras probáramos un buen vino y un buen queso, de ahí nunca, solo cuajada del mercado me dicen riéndose». Pero, eso me lo comentaron después de que murió don Jaime, era el único.

Hena Madrid: hay que compartir sin esperar una recompensa

¿Qué debe hacer uno en estas situaciones?                                                             Se debe de compartir con los demás sin esperar que le vayan a dar una recompensa. Uno se siente feliz cuando una persona humilde le da un regalito a uno, y que se sacrifican en ello, porque no es que les sobra el dinero, a uno tampoco le sobra.

¿Cuál es la mejor medicina para un pueblo enfermo?                                                  Yo pienso que la primer medicina que debemos dar es la medicina espiritual, el tener una esperanza en un ser superior, en que se va a ocupar de nosotros, en que aún con todas las vicisitudes uno tenga que salir adelante, si se pierde una esperanza en la vida, ya no hay mas que hacer.

Entonces yo diría la educación espiritual, y de ahí la educación, educación, que es la ecuación en salud. La educación familiar, todo lo que es educación en el contexto, esa es la mejor medicina. Si usted tiene educación, usted va a saber como salir de un problema, si tiene una emergencia usted va a decir «no, yo voy a hacer esto, pero mientras trabajo aquí yo voy a hacer esto» y sale. Pero, tiene que tener una mentalidad abierta y tener su inteligencia bien rápida para buscar soluciones, ser creativo.

La galena comentó no sentir remordimientos por lo que ocurrió en las elecciones del CMH, y que seguirá trabajando en beneficio de los médicos y del pueblo hondureño.

¿Qué sucedió en las elecciones del CMH?                                                                    Aprendí a respetar la opinión de los demás, aunque yo no la compartiera, no nos peleábamos, como aquí que hacen esos escándalos. Les gusta la confrontación, yo por eso en este contexto de las elecciones del Colegio Médico, jamás pensé que fuéramos a confrontar. Dije, bueno, me inscribo, hacemos la campaña cada quien, ofrecemos un plan de trabajo y que elijan los médicos», concluyó.