Keylor Navas reiteró su deseo de quedarse en el Real Madrid la próxima temporada. El arquero costarricense, no obstante, sabe que su futuro no depende únicamente de su voluntad.

“Yo tengo contrato y tengo la fe de seguir pero, el futuro, sólo Dios lo sabe”, señaló el portero en declaraciones a la televisión española tras el empate por -1 entre Leganés y Real Madrid de este lunes.

El arquero, con contrato hasta 2020, ha recuperado la titularidad bajo el mando de Zinedine Zidane, su principal apoyo ante las altas esferas del equipo.

Navas ha disputado cuatro de los cinco partidos que ha dirigido el francés en su segunda etapa en el club.

Pero ni siquiera porque el técnico haya dejado claro públicamente que tiene decidido quién será su portero la próxima temporada y que “no habrá lugar a dudas” o debates, tiene la continuidad asegurada, pues compite con Thibaut Courtois, fichaje impulsado por la directiva con el único objetivo de reemplazar al tico.

Keylor, a pesar del mal paso del equipo merengue, podría tener a su favor el hecho de que Courtois no ha terminado de encajar con Zinedine Zidane. Tras quedarse en la banca para el ‘reestreno’ del entrenador, Courtois volvió de la selección con “molestias” que no le han permitido volver a entrenar con el equipo. Y no sólo eso, pues según dejó ver el técnico, el jugador “tiene dos o tres” problemas físicos.

Como gran parte del Real Madrid, Keylor Navas lleva un mes jugando bajo la presión de saber que la próxima temporada podrían verse fuera del club.

Desde su llegada, Zinedine Zidane confirmó que “habrá cambios” de cara a la próxima campaña; en tanto, admitió en la víspera de la visita a Butarque que varios jugadores de su plantel son candidatos a salir al mercado para “hacer caja”.

Presión

Navas negó que dicha presión empiece a afectar el desempeño del equipo merengue, que sólo ha ganado uno de los últimos tres partidos. “Yo creo en este club todos los años tenemos presiones; si no es una cosa es otra. No puede ser una excusa. Tenemos que estar preparados para cualquier situación. Por eso somos jugadores del Real Madrid”, afirmó.

Asimismo, negó que el no aspirar a algún título provoque una falta de motivación para “salir a la cancha” en busca de una victoria.

“No es un secreto que ha sido complicada la temporada. Salimos a dar lo mejor a la cancha pero a veces las cosas no salen. Es difícil explicar. Todos nos sentimos tristes por la situación, pero es complicado”, dijo Navas.

“Nosotros vamos a luchar. Al final tenemos nuestro orgullo y amor por la camiseta. No podemos dar menos. Debemos darlo todo hasta el último partido”, agregó.