Keiko Fujimori: de regreso a prisión mientras la investigan

452
Prisión
A prisión llega Keiko Fujimori acompañada de su esposo.

REDACCIÓN. Asímismo, el juez Víctor Zúñiga, quien resolvió que la líder opositora y excandidata presidencial de Perú debe volver a prisión preventiva. Durante 15 meses será investigada por cuatro delitos, incluido el de lavado de dinero para financiar sus campañas electorales de 2011 y 2016.

Según Zúñiga, la prisión preventiva cumple con los estándares de proporcionalidad que se requieren al ser «idónea, adecuada, necesaria y proporcionalmente estricta».

Por otro lado, el juez añadió que hay sospecha suficiente de peligro de fuga de Fujimori. Al parecer, «su arraigo domiciliario no es de calidad» y existe alta sospecha de la comisión de los delitos imputados y obstaculización de la justicia.

De manera que, el juez terminó la lectura de la resolución. La Policía Judicial detuvo a la líder de Fuerza Popular para tramitar su ingreso en la cárcel de mujeres de Chorrillos.

La abogada de Fujimori, Giuliana Loza, anunció que apelará la medida, mientras que el Ministerio Público, que solicitó 18 meses de prisión preventiva, se declaró conforme con la resolución.

Le puede interesar: Arrestan periodista en Irán por negarse a llamar «mártir» a Soleiman

De regreso a prisión preventiva

Es la segunda vez que se ordena prisión preventiva para Fujimori,

La excandidata presidencial ingresó en prisión preventiva el 31 de octubre de 2018 y salió en libertad el pasado 29 de noviembre, después de que el Tribunal Constitucional declarara fundado un recurso de hábeas corpus con cuatro votos a favor y tres en contra.

«El Tribunal Constitucional ha corregido un gran daño en un proceso lleno de abuso», señaló entonces Fujimori al poner el primer pie fuera de la cárcel.

«Ha sido el evento más doloroso de mi vida. Por eso lo primero que quiero hacer al dar un paso aquí en la calle es dar gracias a Dios por darme fuerzas para resistir», dijo. Mark su esposo, por tu amor y por tu sacrificio. Gracias a mis hijas, por haber sido mi fuente de esperanza. A la doctora Giuliana Loza porque nunca se cansó de luchar. Gracias a mi familia y a mis amigos, a los miembros del partido…», agregó.

Keiko Fujimori es investigada por el fiscal José Domingo Pérez por lavado de activos provenientes de supuestos sobornos de Odebrecht para financiar sus campañas electorales de 2011 y 2016, que perdió ante Ollanta Humala y Pedro Pablo Kuczynski respectivamente.

Según Jorge Barata, exrepresentante de la constructora brasileña en Perú, Odebrecht le entregó US$1.200.000 al partido de Fujimori.

La líder opositora rechaza estos cargos.

En cambio, sí ha admitido que empresarios peruanos le dieron miles de dólares que no declaró ante los organismos correspondientes porque, según dijo, le pidieron mantenerlo en reserva.