Juez decidirá en mayo si el exalcalde Arnaldo Urbina será extraditado a Estados Unidos

455
El exalcalde de Yoro, Arnaldo Urbina, cuando llegaba a la audiencia.

Cortés, Honduras. Esta mañana el exalcade de Yoro, Arnaldo Urbina Soto, se presentó ante  el juez, que nombró la Corte Suprema de Justicia, en la audiencia de extradición, donde le impuso la medida cautelar del arresto preventivo.

Por ende, el exservidor público fue remitido al Centro Penitenciario de El Progreso, Yoro.

Esa orden la dio luego de informarle al detenido los hechos por los cuales le requiere la Corte del Distrito de los EEUU para el Distrito Sur de Nueva York.

LEA: Juzgado tiene en sus manos la solicitud de suspensión de captura contra David Romero 

El abogado del acusado, Marlon Duarte, explicó que el exalcalde «no puede ser extraditado hacia los Estados Unidos», porque no ha cumplido los «tres procesos legales que tiene en Honduras».

También agregó que la solicitud de extradición de EEUU contiene los mismos delitos por los cuales ya se le acuso al exalcalde.

Nueva audiencia

La audiencia de presentación y evacuación de pruebas queda programada para el próximo 6 de mayo, a las 10 de la mañana, en San Pedro Sula.

El objetivo de la misma es verificar que se cumplan los requisitos para proceder o no a la extradición. Basándose en el Tratado de Extradición Bilateral entre Honduras y los Estados Unidos.

Antecedente

En septiembre de 2018, jueces de la Corte de Apelaciones en materia anticorrupción ratificaron el auto de formal procesamiento y la medida cautelar de prisión preventiva contra Arnaldo Urbina. También contra varios exempleados de la comuna yoreña, señalados por actos irregulares.

Carlos Morazán, portavoz del Ministerio Público (MP), explicó que los delitos que se le imputan a Urbina Soto son: abuso de autoridad y malversación de caudales públicos.

Hay que destacar que la defensa pretendió desvanecer esos ilícitos. Lo hizo mediante la presentación de un recurso de apelación. Sin embargo, dicho recurso fue declarado sin lugar.