Jorge Lanza analiza retirarse del Transporte y pone a la venta su flota vehicular

1662
Lanza
"Si alguien me comprara todo lo que tengo, yo me iría", sostuvo el transportista.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. El dirigente del Sector Transporte, Jorge Lanza, manifestó estar cansado de la inseguridad que viven cada día, y es por ello que analiza retirarse de este rubro, poniendo a la venta su flota vehicular.

En ese sentido, Lanza señaló que el flagelo de la extorsión y las muertes violentas hacia los transportistas no paran. Esto, debido a la poca seguridad brindada por las autoridades correspondientes.

Según un reporte de los dirigentes de dicho rubro, cada mes son 9 los transportistas asesinados de manera violenta, por las diversas estructuras criminales que imperan en el país. En virtud a que les exigen el denominado «impuesto de guerra».

«Lamentablemente esto no para, y se debe a la poca seguridad que tenemos de parte de las autoridades de seguridad, valga la redundancia», indicó el transportista.

Asimismo, Lanza enfatizó que no hay una cobertura que les pueda solucionar este gran problema. «Este no es un mal de una pastilla, es un cáncer que hay que combatirlo con todo lo que tengamos para hacer algo, y que esta situación se merme», recomendó.

Seguidamente, el dirigente arguyó que la situación es grave, ya que los delincuentes quieren el dinero del Sector Transporte. No obstante, si no pagan la cantidad exigida, son asesinados.

«Yo le digo a la población, aquí no solamente es el transporte que esta padeciendo esto. Aquí es cualquier persona emprendedora de un micro, mediano y magno negocio que están pagando extorsión», dilucidó.

De manera similar, lamentó que a la mayoría de las personas les da miedo denunciar este tipo de hechos. «Pero tenemos que hacerlo, tenemos que decir quienes nos van a extorsionar, quienes nos están quitando el dinero que es nuestro esfuerzo».

De igual interés: Transporte solicita cámaras en unidades para combatir extorsión

Jorge Lanza: «Ya no aguanto más»

Mientras tanto, Lanza precisó no aguantar más la situación y que poco a poco se van quedando sin recursos por lo difícil de la situación. Sin embargo, confía en que los entes de seguridad den una solución efectiva.

«Ya no aguanto más, esta vaquita que da la leche, ya no va a dar más y esto es lo difícil que tenemos. Pero espero que las autoridades hagan lo pertinente», sostuvo.

Y agregó: «Si alguien me comprara todo lo que tengo, yo me iría. Pero ahorita con esta situación que tenemos, nadie se impulsa a querer invertir o comprar en el transporte».

Por lo anterior, reiteró que si alguien desea comprar su empresa, él la vende sin ningún problema con todo lo que tiene y que vaya a luchar.

«Hay gente que dice, que si nos va tan mal, ‘¿por qué no nos vamos del negocio?’. No es así, el asunto es que no hay quién nos absorba la inversión que tenemos. No podemos irnos, tenemos que seguir luchando contra estas adversidades que nos da la vida», finalizó.