31.7 C
San Pedro Sula
jueves, febrero 2, 2023

¿Por qué la infección previa de COVID no previene la de ómicron?

Debes leer

El coronavirus ya no luce igual que hace dos años. Hoy, se ha vuelto más hábil para reinfectar a las personas gracias a la última variante ómicron y las nuevas subvariantes que este patógeno ha desarrollado.

Un estudio científico realizado en la población de Qatar, afirma que la inmunidad natural inducida por la infección por SARS-CoV-2 proporciona un fuerte escudo contra la reinfección por una variante pre-ómicron durante 16 meses o más.

Esta protección contra la captura del virus disminuye con el tiempo. Sin embargo, la inmunidad provocada por una infección previa también frustra el desarrollo de síntomas graves de COVID-19. Esta protección no muestra signos de disminución.

El trabajo, que analiza los casos en toda la población de Qatar, sugiere que aunque el mundo seguirá siendo golpeado por oleadas de infecciones por SARS-CoV-2, futuras oleadas no dejarán los hospitales abarrotados de personas con COVID-19.

La investigación se publicó en el servidor de preimpresión medRxiv el 7 de julio y todavía no la han revisado por pares.

“El estudio es sólido. Los datos tienen sentido y están en línea con muchos otros estudios. Al igual que con trabajos previos de este grupo”, afirmó la doctora Shane Crotty, inmunóloga del Instituto de Inmunología de La Jolla en California.

Cifras del coronavirus en el mundo.
Cifras del coronavirus en el mundo.
Cifras del coronavirus en Honduras.
Cifras del coronavirus en Honduras.

Lea también: Efectos en la menstruación por vacuna antiCOVID son temporales

Futuro de la pandemia 

“El futuro de la pandemia de SARS-CoV-2 depende de la evolución del virus. También, de la duración de la protección inmunitaria de la infección natural contra la reinfección”, dijo la experta.

“Investigamos la duración de la protección que brinda la infección natural. También, el efecto de la evasión inmune viral en la duración de la protección y la protección contra la reinfección grave, en Qatar, entre el 28 de febrero de 2020 y el 5 de junio de 2022″, continuó.

La experta indicó que se realizaron tres estudios de cohortes retrospectivos emparejados a nivel nacional. Con estos análisis querían comparar la incidencia de la infección por SARS-CoV-2 y la gravedad de la COVID-19, entre las personas no vacunadas con una infección primaria por el SARS-CoV-2 documentada, con la incidencia entre las personas sin infección previa y las no vacunadas.

Pero la científica también advierte que los resultados del estudio no significan que las personas infectadas puedan saltarse la vacunación.

Una investigación separada realizada por muchos de los mismos autores encontró que “las personas que tenían inmunidad natural e inmunidad vacunal estaban sustancialmente más protegidas contra el virus, que las personas que solo tenían inmunidad natural sola o inmunidad vacunal”, afirma Laith Abu-Raddad, un infeccioso-epidemiólogo de enfermedades en Weill Cornell Medicine–Qatar en Doha y coautor de ambos estudios.


Nota para nuestros lectores:

🔹 Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp. Haga clic en el enlace: https://bit.ly/2Z2UF3j

Estás a un paso de recibir nuestro PDF Gratis

Última Hora

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido