Homilía: «No debemos cruzarnos de brazos ante la injusticia»

193
cizaña
El sembrador cultiva buena semilla en su campo pero siempre hay maldad acechando,

TEGUCIGALPA, HONDURAS. En la misa de la Santa Eucaristía de este domingo 19 de julio, el arzobispo de Tegucigalpa, Óscar Andrés Rodríguez, manifestó que nadie debe cruzar los brazos ante la injusticia.

El sembrador cultiva buena semilla en su campo pero siempre hay maldad acechando, Jesús es el trigo y el diablo la cizaña. El mensaje claro, es que el humano vive bajo la amenaza de que la cizaña corrompa su alma, pero aún así hay capacidad para estar listos y evitarlo, separar la cizaña.

En su mensaje dominical el líder de la Iglesia Católica, manifestó: «Los que están a servicio del Reino de Dios, tienen que evitar caer en las acciones integristas o excluyentes. Pero, esto tampoco quiere decir que nos crucemos de brazos ante la injusticia y que no las denunciemos».

El arzobispo señaló que mientras la gente dormía, un enemigo fue y sembró cizaña en medio del trigo, pero este se marchó. Esto significa que hay un enemigo del ser humano, cuyo fin es que no logren su plenitud.

Pero también es un hecho que, el enemigo de nuestra alma, el diablo, tampoco duerme, nos acecha y nos rodea, como advierte el apóstol San Pedro, parecido a un león «rugiente» buscando a quien devorar.

«El enemigo quiere sembrar la cizaña para que crezca y se confunda con la buena semilla, incluso, que conquistar esta buena semilla y convertirla en cizaña. Todo con el único objetivo de hacerlos perder el alma», evangelizó.

Lea también: HOMILÍA: Nuestro pueblo lucha contra la pandemia y la «politiquería»

Arrancar la cizaña

La cizaña del odio no debe tocar los corazones con la división, la mentira, deshonestidad, injusticia, ira, maldición. Además, con la insensibilidad e indiferencia delante de tanta pobreza y miseria que existe en nuestra Honduras.

«La semilla de la corrupción mete la mano como si nadie se va a dar cuenta, dicen, hay cifras tan grandes que si sacamos un poco después eso se va a callar. No tenemos que quedarnos dormidos, cristianos dormidos, ciudadanos dormidos, puede aparecer la fuerza del mal que arrastra en la dirección equivocada y nadie dice nada», sentenció el arzobispo.

Pasa en Honduras, en las relaciones, familia, en la iglesia, que exista buen trigo pero también bastante cizaña. La verdadera actitud, debe ser arrancar la cizaña y escandalizarnos del mal. El mensaje de Dios se dirige a los pecadores, cerró.

«Nos escandaliza el problema del mal. ¿Por qué estos ladrones, estos narco-negociantes prosperan?, se llenan de propiedades y de riquezas hasta que son extraditados y ahí quedó todo eso», advirtió.

Ante la pregunta de por qué las personas que ejercen el mal, a veces parecen estar tan bien, dijo: «Tengan paciencia porque Dios les da tiempo para que se conviertan y vuelvan al buen camino, pero si siguen en su mala vida llegará el momento en que darán cuentas a Dios».


🔹 Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: bit.ly/whatsapptiempo