GALERÍA – Ring Legislativo: «Zarpazos, patadas y fajazos» en caótica sesión

568
ring legislativo
Ánimos caldeados en el Congreso Nacional.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Los desacuerdos entre diputados del partido Libertad y Refundación (LIBRE) y del Partido Nacional convirtieron el hemiciclo en un ring legislativo, después de que a punta de golpes, patadas y hasta fajazos trataran de llegar a consenso.

Todo inició cuando la bancada nacionalista obvió la elección de los magistrados del Consejo Nacional Electoral (CNE); la cual era la única petición de LIBRE para permitir el desarrollo normal de la sesión en el Congreso Nacional.

Cuando los nacionalistas empezaron con la aprobación acelerada de varios decretos de ley, LIBRE dio inicio a la protesta anunciada: con silbatos, gritos y agregaron «cuetillos».

Un grupo de legisladores del partido de la estrella solitaria se apersonó ante el escritorio de la Junta Directiva del CN para evitar que se interrumpiera el proceso. Tomás Zambrano continuó la lectura de los decretos, haciendo caso omiso a la bancada opositora.

Sin embargo, el ánimo empezó a caldearse por todos lados cuando los nacionalistas se negaron a detener la lectura de decretos. Mientras unos alzaban sus manos para votar, otros discutían y estaban a punto de irse a los golpes, y unos pocos portaban petardos y extintores.

Empieza la protesta con silbatos y gritos.

Lea también – CN: entre golpes y cohetes aprueban contrato para nueva tarjeta de identidad

Inicia el caos

Como medida de protesta, el diputado de LIBRE, Jari Dixon, decidió tomar sus «cuetillos» y los empezó a lanzar entre las filas del Congreso.

Diputado Jari Dixon lanzando «cuetes».

En ese sentido, algunos diputados nacionalistas tomaron extintores para «sofocar» llamas que ni siquiera iniciaron. El ambiente se tornó grisácea por la presencia de pólvora y el gas.

Diputados toman sus extintores en el hemiciclo.

La diputada nacionalista, Waleska Zelaya, asegura que fue víctima de la insurrección en la que se declaró LIBRE. Denunció que fue agredida por los diputados y pidió sanciones por ocasionar caos en la sesión.

Antes de que se cancelara la sesión los funcionarios EdgardoChele Castro Ramón Soto protagonizaron una escena de puñetazos que duró algunos segundos. El primero también dejó ir hasta un fajazo en la espalda de otro legislador.

Asimismo, el diputado Dixon y el nacionalista, David Chavéz, seguían en disputa mientras sus compañeros de bancada hacían el intento de separarlos. Estos dos se fueron a los golpes y el más afectado terminó siendo el legislador de LIBRE.

Diputados discutiendo a gritos.

«Honorable» sesión

El jefe de la bancada de LIBRE, Jorge Cálix, manifestó que es ilegal la forma en que se desarrolló la sesión y se aprobó el contrato para una nueva tarjeta de identidad.

Por su parte, la bancada del Partido Liberal, que se mantuvo alejada del pleito y trató de separar a los «luchadores», denunció que no había quórum para realizar la sesión de esta tarde. Por lo que se violentó el mandato de la Ley de Contratación del Estado.

El legislador liberal, Mauricio Villeda, señaló que “es de lamentar que hasta se lancen petardos en el Congreso. Sin embargo, esto es lo que provoca el oficialismo».