radares
En vigilancia permanente permanecen las pistas clandestinas inhabilitadas por FUSINA

TEGUCIGALPA.- A través de tareas de vigilancia, patrullajes y monitoreo en protección de los escudos terrestres, marítimos y aéreos, a través de radares,  la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina) continúa en acciones contra el narcotráfico y el crimen organizado, demostrando que este año se han destruido un total de 18 áreas clandestinas de aterrizaje especialmente en el departamento de Gracias a Dios.

Estas áreas clandestinas de aterrizaje fueron construidas principalmente en el departamento de Gracias a Dios, la mayoría median más de 1,000 metros de largo y 1.50 de ancho.

La  presencia militar resguardando la zona junto al uso de medios tecnológicos como radares,  les permite identificar estas áreas clandestinas y poder destruirlas para impedir que se construyan nuevas pistas en una zona tan amplia y de bosque.

“Es un trabajo que se continúa efectuando permanentemente y una vez que estas áreas clandestinas son inhabilitadas seguirán bajo vigilancia de las Fuerzas Armadas de tal manera que se sostiene que nunca volverán a ser utilizadas por parte del narcotráfico” informó el Portavoz de Fusina, Coronel Santos Nolasco.

radares
Fusina utiliza avanzada tecnología en el combate al narcotráfico en el departamento de Gracias a Dios

“Hemos detectado algunos intentos por medio de algunas bandas criminales de querer volverlas a habilitar y en cuanto a esto hemos dado captura a este tipo de personas dedicadas a habilitar de nuevo, también hemos detectado que han llevado maquinaria pesada y esto nos garantiza la magnitud del problema que hay en estos sectores, es por eso que tenemos vigilancia terrestre, marítima y aérea” indicó.

Asimismo, como medida preventiva para que no continúe el ingreso de droga a Honduras, la Secretaria de  Defensa Nacional a través de las Fuerzas Armadas continúa realizando operaciones de destrucción de pistas ilegales que son utilizadas para el trasiego de narcóticos.

Última  inhabilitación:

La Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina) a través de la Fuerza de Tarea Interinstitucional Subordinada  Gracias a Dios,  inhabilitó recientemente  otra pista clandestina de aterrizaje en el departamento del mismo nombre.

El área clandestina de aterrizaje fue inhabilitada en el sector de Ibans, Baltimore. Medía 1,800 metros de largo y 15 metros de ancho, a la cual se le hicieron ocho cráteres de 10 metros de ancho, por cinco metros de profundidad.