Siguatepeque. Kenny Samuel Aguilar, famoso piloto de carreras hondureño falleció en horas de la madrugada en un accidente vehicular.

Con tan solo 26 años, Kenny «Kanjo» Aguilar perdió la vida al momento en que el vehículo se estrelló en la pared de una tienda.

El vehículo Pick-up Toyota Hilux, color gris, doble cabina y con placa PCL 8483 perdió el control y Kenny fue quien resultó gravemente herido.

Fue trasladado al Hospital Evangelio, sin embargo, en el camino perdió los signos vitales, falleciendo a la 1:45 de la madrugada de hoy.

También, Kenny era el actual campeón de la categoría Super Street A en Autódromo El Jabalí.

Por otra parte, su hermano Milton quien conducía el vehículo salió ileso junto a su otra acompañante.

PILOTO DE CARRERAS, HISTORIA DE KENNY

Kenny había competido en El Jabalí durante muchos años y se le tomó más cariño luego que perdiera su vehículo en un incendio durante unas pruebas.
Luego, logró reponerse de esa situación preparando otro y coronándose campeón en su categoría.
Además, el joven era reconocido piloto de Autocross en Honduras donde también tenía varios campeonatos en esa disciplina.
Finalmente, Kenny dejó un legado para todos aquellos amantes de las carreras en Honduras.

ACCIDENTES VEHICULARES

El 23 de diciembre se reportó accidente vehicular en Choloma, zona norte de Honduras.

Un vehículo Ford se estrelló en la parte trasera de una rastra, cuando esta ingresaba a una empresa de la zona, en el sector Vuelta de Cura.

Además, dos personas resultaron heridas y uno de ellos estaba atrapado, pero el Cuerpo de Bomberos consiguió sacarlo.

El joven que estaba atrapado responde al nombre de Willian Gómez de 17 años de edad, y fue trasladado de emergencia al Hospital Mario Catarino Rivas.

Según testigos, el conductor del vehículo Ford, no tuvo precaución y no pudo frenar a tiempo.

Finalmente, autoridades policiales junto a miembros del Cuerpo de Bomberos se hicieron presentes al lugar del incidente.

8 bomberos de las unidades HRB 1128 y HRB 1129 estuvieron presentes en la escena, rescatando a las personas atrapadas en el vehículo.

Créditos: Jairo Antoniel Guevara