29 C
Honduras
domingo, octubre 24, 2021

Extorsionadores siguen amedrentando con mensajes

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Presuntos extorsionadores dejaron este miércoles mensajes intimidatorios en varios negocios ubicados en el sector del bulevar Kuwait, en Comayagüela, capital de Honduras.

El escrito que ha circulado en redes sociales detalla “De parte de la pandilla 18 esta carta es esperando que nos colaboren por favor llamar a este número antes de 6 horas: 31616655”.

Recientemente, la distribuidora de maquinaria pesada CAMOSA, sufrió un atentado en donde un sujeto que andaba a pie realizó al menos ocho disparos contra la distribuidora de maquinaria y lanzó un sobre conteniendo en su interior una nota extorsiva.

Tras investigaciones la Fuerza Nacional Antiextorsión (FNA) capturó al sospechoso de ordenar los atentados contra las reconocidas empresas CAMOSA y Discóvery en el distrito central.

El detenido respondió al nombre de Janny Odair Medina Carranza de 31 años de edad, alias “Yani”, quien sería el autor intelectual de los ataques a la empresa de transporte y a la de distribución de maquinaria pesada.

Al momento de la aprehensión, al sujeto se le encontró un arma de fuego y cerca de 10 mil lempiras. De acuerdo a lo manifestado por Norma Moreno, portavoz de la FNA, hay pesadas pruebas que inculpan al imputado en la capital hondureña.

extorsionadores
Presuntos extorsionadores dejaron notas extorsivas en varios negocios del bulevar Kuwait.

Nota relacionada: Caen dos presuntos extorsionadores de varios negocios en Tegucigalpa

Mientras tanto, agentes especiales de la FNA, detuvieron a Adilsón López (22), quien confesó ser el autor material de los atentados contra las dos empresas víctimas de los mismos, dijo la Policía.

La FNA mediante un seguimiento contra los hechos acontecidos, dieron captura a estas personas, teniendo en su poder pruebas contundentes, según lo dicho.

CRIMINALES TRABAJAN A BASE DEL MIEDO

Según las autoridades policiales, los criminales en Honduras trabajan a base del miedo y las amenazas que infunden a familias, dueños de negocios, transportistas y otros rubros que se han vuelto cada vez más vulnerables en el país.

La extorsión no es un flagelo nuevo en el país, debido a que en los últimos años este delito ha incrementado dejando a su paso sangre, luto y dolor.

Además de la crisis económica que provoca debido al cierre de negocios que se vuelven insostenibles ante el pago de este impuesto criminal.

Dentro de las pandillas o grupos delictivos los jefes tienen a personas dedicadas a repartir notas extorsivas a diferentes empresas y negocios con el objetivo de provocar temor y lograr el objetivo de cobrar altas cuotas de dinero.

Más noticias

Últimas Noticias

Abrir anuncio

Close
error: Contenido Protegido