Expresidente del CAH es condenado a 8 años de prisión y una multa de L 11 millones

198
Olvin Mejía Santos
El monto defraudado al CAH asciende a unos 30 millones de lempiras.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Ocho años de prisión y una multa de 11 millones de lempiras recibió este jueves el expresidente del Colegio de Abogados de Honduras (CAH), Olvin Mejía Santos, por parte del Tribunal en Materia de Corrupción.

El vocero de la Corte Suprema de Justicia, Carlos Silva, confirmó que «a Olvin Mejía le dieron una pena de ocho años como pena principal. Esta es por el delito de apoderamiento de fondos privados de jubilaciones y pensiones como título de autor».

Sumado a eso, a Mejía Santos se le asignó el pago de una multa de 11 millones cuatro mil 862 lempiras.

Lea también: MP pide 1,500 años de prisión para expresidente del CAH, Olvin Mejía

Demás sentenciados 

Asimismo, el Tribunal en materia de Corrupción emitió un fallo contra Josué Argeñal Cerrato. Este fue condenado a ocho años de reclusión por el delito de apoderamiento de fondos privados de jubilaciones y pensiones.

De igual forma, Argeñal Cerrato recibió una multa de 13 millones 313 mil 113 lempiras.

Otro de los implicado en este caso del Colegio de Abogados es Héctor Rodolfo Andino. Quien fue condenado a ocho años de cárcel por cómplice necesario. También una multa que asciende a los 600 mil lempiras.

Entre tanto, Pastor Eliut Valladares y Óscar Reynaldo Casco, fueron condenados a cuatro años de reclusión. Además de una multa de 325 mil 527 lempiras, 119 mil 166 lempiras, respectivamente

Y a Francisco Arnulfo Valladares y Rossel Euraque se les ordenó pasar cuatro años en prisión. Y una multa de 213 mil lempiras.

Es preciso mencionar que en este caso, Óscar Andrés Romero, fue absuelto por los delitos que se le asignaban.

Pueden conmutar la pena

El abogado defensor, Félix Ávila, indicó que los imputados que fueron condenados a cuatro años de reclusión podrán conmutar la pena.

En ese sentido, Ávila explicó que en los próximos días se cumplirá los dos años desde que les dictaron prisión preventiva. Por lo que deberán otorgarles la libertad y cumplir la condena fuera de la cárcel.