Confunden y retienen a señor expandillero en Tocoa por sus tatuajes imborrables

1024
Pandillero El Salvador Tocoa
El detenido aclaró que él ya no es pandillero.

HONDURAS. Un hombre originario de El Salvador cayó «en manos de la justicia» ayer domingo en la ciudad de Tocoa, departamento de Colón, sospechoso de nada, pues en su ficha tan solo decía «por investigar».

Fue la Fuerza de Tarea Xatruch la que, mediante operaciones de instalación de puestos de control, patrullajes a pie y móviles, lo requirió en un retén justo en la entrada a la ciudad.

El extranjero fue identificado como Óscar Alberto Corea, de 39 años de edad, con identidad 03459300-1. Tiene nacionalidad salvadoreña y es residente en la colonia La Borda, en Tocoa, Colón.

«Al momento que el detenido iba circulando a pie, por el Retén ubicado frente a las instalaciones de la FTC-Xatruch, se le practicó registro personal y se le encontraron tatuajes en la piel alusivos a la Pandilla 18, por lo que inmediatamente se detuvo», dijeron las autoridades mediante un comunicado.

Le podría interesar: La Lima: caen dos supuestos sicarios de pandilla 18 en la Planeta

Un oscuro pasado

Pero, en la ciudad de Tocoa, la detención creó bastante revuelo, pues pobladores manifestaron que Corea tiene tales tatuajes porque hace muchos años atrás perteneció a la pandilla en mención, pero actualmente se dedica a ganarse la vida de forma honrada.

El ciudadano reconoció su pasado, pero, a su vez, manifestó que ya no quiere seguir teniendo problemas con la Policía por sus tatuajes. Inclusive, mencionó que está dispuesto soportar la agonía de borrárselos.

A él se le trasladó a las instalaciones de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), pero, al cabo de unas horas, quedó en libertad.


Nota para nuestros lectores:

Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: https://bit.ly/tiempodigitalhn.