Excursión a Puerto Cortés: lo dejan «tirado» por embriagarse y dormirse en la playa

750
excursión a puerto cortés
La "pachanga" le duró más de dos días al hombre de 41 años.

CORTÉS, HONDURAS. Una excursión a Puerto Cortés, en la zona norte del país, terminó dejando una cómica historia que contar cuando uno de sus asistentes se pasó de copas y se quedó dormido en la playa. El bus partió y se percató hasta más de dos días después.

Alid Antonio Hernández Pérez, de 41 años de edad, llegó en una unidad de transporte desde Cofradía, Cortés, donde reside. El destino a visitar era parte de las playas municipales de Puerto Cortés y arribaron el sábado 20 de abril.

Hernández, para disfrutar la Semana Santa 2019, decidió echarse unas cuantas copas en el barrio El Porvenir. De trago en trago se embriagó y se quedó dormido en la arena en horas de la tarde; justo en el lapso de tiempo pautado para el regreso.

Los conocidos con los que llegó lo dejaron «tirado» y partieron del puerto. Sin saber muy bien el día y la hora, el ciudadano se despertó hasta el domingo. Aunque empezó a buscar la unidad que lo llevaría de regreso a Cofradía, no la encontró.

Pero manifestó que conoció a algunas personas que lo invitaron a seguir la fiesta y le regalaron más bebidas alcohólicas. Ellos le habrían asegurado que el bus seguía ahí, que no se preocupara, pues faltaban varias horas para partir.

Nuevamente ebrio, se durmió y cuando despertó, en horas de la madrugada, empezó a buscar la unidad por toda la playa. En ese momento se percató de que ya habían regresado a su municipio y se dirigió a una posta policial.

Hernández, en la posta, esperó que pasaran los efectos del alcohol y la resaca. Asimismo consiguió prendas de vestir para luego emprender camino hacia su hogar.

En redes sociales, «la pasada» de Alid Antonio fue vista con jocosidad y hasta lo comparan con relatos internacionales. Otros comentan que el alcohol no es de fiarse, y que en caso de consumirlo, mejor andar con verdaderos amigos.