TEGUCIGALPA, HONDURAS. La Escuela de Ciencias Psicológicas de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras a través de un estudio reveló, que ocho de cada diez personas en Honduras sufren de depresión.

Además, detalló que las ciudades que más representan depresión por partes de sus habitantes son San Pedro Sula y en segundo lugar Tegucigalpa, capital de Honduras.

Según informe, esto se debe a varios factores como ser: la violencia, la inseguridad y la alta tasa de desempleo que existe en el país.

Cabe señalar que reporte también informa que la población hondureña se encuentra en un porcentaje del 4% en depresión a nivel Latinoamericano.

Paulo Osorio

Según el Psicólogo Paulo Osorio, la depresión que más padecen los compatriotas son la endógeno y la depresión exótica.

“En el caso de la depresión endógeno la persona ya la trae de nacimiento, esta es de origen genético”, explicó.

No obstante, dijo que la depresión exótica se debe a los conflictos políticos que se viven en el país. Además, de la violencia, la inseguridad y la alta tasa de desempleo.

“Estos factores son los que influyen a que la persona no se pueda desarrollar de manera normal en el ámbito social”, especificó.

Posteriormente, dijo que para salir de la depresión lo primero que se debe de hacer, es prevenirla. Esto, se logra a base de sicoeducación, lo que la persona tiene que hacer es abocase a un especialista. Estos los puede encontrar en un centro asistencial o un centro de salud.

Te puede interesar: Salud de bomberos podría cambiar de un “momento a otro”, según médico

La depresión se mide por grados

Psicólogo Paulo Osorio, manifestó que la depresión se mide por grados, hay depresión Mayor y la Distimia (depresión Menor).

“La depresión Mayor, se identifica por síntomas como una tristeza crónica, pérdida de placer en actividades, disturbios del sueño y del apetito, cambios en los niveles de energía, culpa excesiva y baja autoestima”, detalló.

Seguidamente, indicó que cuando un individuo se siente gravemente deprimido, le cuesta salir de la cama; seguir una rutina de trabajo, llevar a cabo responsabilidades domésticas, y suele tener pensamientos suicidas.

“La depresión mayor grave requiere intervención inmediata, y la posible hospitalización del paciente”, puntualizó.

Finalmente, añadió que la Distimia o depresión menor, se caracteriza por una sensación de decaimiento o tristeza. Esto, suele pasar casi todos los días, durante un período de por lo menos dos años.

“Para este tipo de depresión se requiere de intervención mínima para resolver los síntomas”, concluyó.