TEGUCIGALPA, Honduras. – Estados Unidos rechazó este viernes las acusaciones de injerencias en el proceso comicial de Honduras y dijo que está listo para trabajar con el que resulte ganador, Salvador Nasralla o Juan Hernández.

Lo anterior lo afirmó una fuente de la Embajada Americana en Tegucigalpa. Esto, mediante comentarios sobre las reacciones que este escrutinio ha despertado.

Estados Unidos saludó el jueves el inicio del conteo especial de casi cinco mil actas. Dicho escrutinio fue iniciado por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) por sospechas de fraude.

Podría interesarle: EUA enfatiza en “transparencia e imparcialidad” en resultados electorales

La decisión fue anunciada por el presidente del TSE, David Matamoros Batson. Esto, después de una reunión con miembros de las misiones de observación y representantes diplomáticos de otros países.

En esa cita estuvo Heide B. Fulton, jefa de la misión diplomática de Estados Unidos. Fulton dijo a los medios que la medida tomada por el TSE podría “proporcionar un enfoque efectivo las irregularidades observadas en el proceso”.

Pero esa declaración  fue cuestionada por la Alianza de Oposición, que exige el reconteo de votos y revisión de cuadernillos de las 18 mil mesas electorales de todo el país.

Manuel Zelaya, coordinador de la Alianza, acusó a los Estados Unidos de interferir en el proceso de pretender imponer a un nuevo presidente.

Estados Unidos rechaza injerencia en proceso

Embajada de Estados Unidos en Tegucigalpa, capital de Honduras.

Sin embargo, una fuente de la delegación diplomática norteamericana que tuvo una conversación con Tiempo Digital, rechazó los señalamientos de la oposición.

La fuente, que prefirió el anonimato, expresó que Estados Unidos está en Honduras para ayudar al país. Dijeron que no estaban para imponer o injerir en asuntos estrictamente hondureños.

“Estamos listos para trabajar con quien resulte ganador, sea Salvador Nasralla o sea Juan Orlando Hernández”, expresaron.

El funcionario comentó que Estados Unidos ha recogido los señalamientos sobre irregularidades. Dichas acusaciones las han hecho las misiones de observación electoral internacional.

Aunque indicó que tiene claro que su rol no es dirimir este conflicto, pues la resolución corresponde al pueblo y a las autoridades de Honduras.

Expuso que EUA desde la semana pasada advirtió de los riesgos de anunciar un ganador en un escenario tan reñido. Animó a la autoridad electoral a evitar hacerlo si no se disipan todas sospechas que ha generado el proceso.

Informe sobre Derechos Humanos

La fuente también se refirió un informe que el Departamento de Estado envió al Congreso de Estados Unidos. Dio «buenas calificaciones» al Gobierno de Honduras en materia de Derechos Humanos.

Sobre esto, rechazó que forme parte de un movimiento para incidir en el proceso electoral. No obstante, admitió que el documento sí existe.

Dijo que el informe fue enviado al Legislativo norteamericano en septiembre y no justamente ahora que Honduras vive un proceso electoral.