Compra de casas en Miami y Nueva York por lavado de dinero están en la mira

280

TEGUCIGALPA.- Las autoridades federales de los Estados Unidos realizarán una ofensiva de seis meses contra el lavado de dinero a través de la compra en efectivo de bienes raíces de lujo en Miami y Nueva York, informó el diario miamense El Nuevo Herald, citando a la Red de Lucha contra los Crímenes Financieros (FinCen).

La idea, según el Departamento del Tesoro, es hacer un seguimiento a los compradores secretos de propiedades de alto nivel en Manhattan y en el condado de Miami-Dade.

“Estamos tratando de comprender el riesgo de que funcionarios extranjeros corruptos o criminales trasnacionales puedan estar usando bienes raíces de alto nivel para invertir en secreto millones en dinero sucio”, manifestó Calvery en un comunicado.
Este operativo “producirá datos valiosos que ayudará a la policía e informará a nuestros esfuerzos más amplios para combatir el lavado de dinero en el sector inmobiliario”, agregó Calvery.

El operativo, que se realizarán entre el 1 de marzo y el 27 de agosto, insta a las aseguradoras de títulos, compañías que revisan la legalidad de las transacciones, a divulgar el nombre de los propietarios que pagan en efectivo por estos inmuebles de lujo para determinar si provienen de algún ilícito..

En noviembre pasado, cerca del 55 % de la vivienda usada en Miami fue pagada en efectivo, según la Asociación de Bienes Raíces de Miami. Eso incluye la de condominios existentes, con el 67 % en efectivo, especialmente a compradores extranjeros.

En cuanto a la zona más exclusiva de Nueva York, el 45 % de las viviendas fueron adquiridas en efectivo, cifra que se va al 73 % cuando se trata de viviendas unifamiliares, según datos de Douglas Elliman, la mayor compañía inmobiliaria en Manhattan.

El precio en los mercados inmobiliarios en Nueva York y Miami han experimentado un significativo aumento en los últimos meses. En Manhattan, el tercer trimestre de 2015 registró un incremento del 18 % en relación al periodo homólogo de 2014.

El precio medio de viviendas unifamiliares en el condado registró en noviembre pasado un aumento homólogo del 12.2 %, mientras que en el caso de condominios existentes fue del 7 %.

 

Vía: Nuevo Herald