CHOLOMA, CORTÉS. Dos presuntos extorsionadores y miembros de la Mara Salvatrucha (MS-13) fueron arrestados en las últimas horas en el norte del país.

Se trata de Daniel Villeda Menjívar, de 28 años de edad. Así como de Josué David Hernández, alias ‘‘El Tortuga’’, de 20 años de edad.

Información proporcionada por elementos de la Fuerza Nacional Antiextorsión (FNA) indica que ambos se dedicaban a cometer el delito de extorsión.

Las autoridades comunicaron que a los detenidos los remitieron posteriormente a los juzgados correspondientes. Esto, por suponerlos responsables de cometer el delito de extorsión.

Cada seis horas detectan un nuevo caso de extorsión

La extorsión es uno de los flagelos que más ha dañado y torturado a los hondureños en los últimos años. Además, causando incontables muertes y multimillonarias pérdidas económicas en el país.

Diferentes sectores son perjudicados y a pesar del fuerte combate contra esta forma delictiva, las acciones de estas redes criminales continúan manteniéndose como uno de los más grandes males en Honduras.

El experto y analista en temas de seguridad Carlos Flores, expresó que el problema de la extorsión alcanzó niveles críticos en el país. Pues incluso varias familias han tenido que salir huyendo del país.

“Lamentablemente muchas personas se han visto obligadas a abandonar su país. Esto, porque no soportaban más la extorsión. Y tenían miedo que algo les pasara. Conozco casos de gente que tuvo que vender todo y huir, empresarios sacando su capital de Hondura».

Las autoridades hondureñas han identificado que los ingresos obtenidos mediante la extorsión se han convertido en una de las fuentes de financiamiento más importantes para diferentes grupos del crimen organizado.

“El dinero que se cobra por extorsiones se usa para comprar munición y otra logística de los grupos de crimen organizado. Incluso sirve para comprar droga, revelan agentes de la FNA.

Según las investigaciones de la Fuerza Nacional Antiextorsión, los grupos criminales en Honduras que más cometen el delito de extorsión son las pandillas 18 y la MS.

Las bandas de extorsionadores han diversificado la forma de seguir con su delito. Algunas usan solo las llamadas telefónicas de presión; pero otros incluso llegan a enviar mensajes con terceras personas a sus víctimas. También,cometen actos violentos para presionar a que les paguen.

Las autoridades han descubierto también que muchos usan los teléfonos robados. Pues revisan los contactos y luego llaman para extorsionar a familiares.

La Fuerza Nacional Antiextorsión hace un llamado a la población. Lo anterior, para que denuncien si son víctimas de extorsión. Pues es la única manera de acabar con el problema.