Pandemia y morbo: Jóvenes hacen una «party» en un depósito de ataúdes en Argentina

312
fiesta ataúdes Argentina
Las redes sociales criticaron la fiesta por su peligro.

Argentina. Cada vez son más los jóvenes que ya no resisten el confinamiento y deciden quebrantar la cuarentena y reunirse con sus amigos. Pues un grupo de chicos de una provincia de Argentina decidieron hacer una fiesta, pero no un normal, ellos eligieron como escenario un depósito de ataúdes.

Las autoridades locales recibieron el pasado domingo, unas denuncias donde se les notificaba que había un grupo de jóvenes realizando una fiesta clandestina.

Fue hasta a medidos de está semana que, el portal local Notife divulgó la información.

Morbosidad en su máximo punto  

Según las autoridades, la fiesta, tuvo lugar en la localidad de Las Rosas, en una fábrica y depósito de ataúdes, lo que añadió al ilegal evento, un mayor riesgo de contagio de covid-19 entre los participantes.

Los jóvenes no solo tuvieron el atrevimiento de no respetar la cuarentena, además de interrumpir una fábrica, también tuvieron el cinismo de subir las fotos a sus rede sociales. Las imágenes se volvieron virales en todo el país y el mundo.

Lee también: Alarmados en Florida por fiestas covid-19

En las fotos, se puede ver a un grupo de mujeres y  hombres adolescentes posando con bebidas alcohólicas junto a los ataúdes inclusive algunos hasta llegaron al grado de entra en los féretros y fingir estar muertos.

 Fiestas tétricas están de moda  

El periodista argentino Javier D’Abarno, comentó que las fiestas clandestinas «ocurren todos los fines de semana; la policía dice que no dan abasto desbaratando estos eventos»,   indicó el comunicador.

«Tomó trascendencia el hecho por las imágenes que rozan el morbo y son de mal gusto. Son jóvenes que todos conocemos en la localidad, chicos que estudian, trabajan, pero bueno, hicieron esto», explicó el argentino.

Según las autoridades en la fiesta había más de 90 personas. Además la Policía afirmó que hablaron con el dueño del lugar, y se justificó diciendo que habían realizado un asado con amigos y de la nada comenzó a llegar gente.

Según informaron los medios locales, no hubo detenciones y los agentes policiales se limitaron a terminar con la polémica fiesta nada más.


Suscríbete gratis a más información sobre #COVID19 en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: https://bit.ly/tiempodigitalhn