Elección de la Corte será por voto directo

195
No se logro la mayoría calificada para la elección de los magistrados de la CSJ.

TEGUCIGALPA. Tras seis horas de espera y a pesar de haberse producido un acuerdo entre los partidos Liberal y Nacional, el Congreso Nacional no pudo esta medianoche elegir a los quince magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) para los próximos siete años, por no haberse logrado los 86 votos, es decir la mayoría calificada.

La votación fue apoyada por los 48 diputados nacionalistas, 26 de los 27 liberales, 3 de la Democracia Cristiana (DC), 3 de la bancada independiente y 1 de Unificación Democrática (UD), haciendo un total de 81 votos a favor, es decir, cinco menos que los necesarios para esta elección.

Los trece diputados del Partido Anticorrupción (PAC) y 29 de los 31 de Libertad y Refundación (LIBRE), así como la única legisladora del Partido Innovación y Unidad (PINU), emitieron voto en contra.

De acuerdo a los registros en pantalla, el único diputado liberal que votó en contra fue Ángel Darío Banegas. El diputado Esdras Amado, de LIBRE, y su correligionario Dennis Sánchez se La sesión se instaló a las 11:45 de la noche, a tan solo quince minutos de que venciera el plazo fatal establecido en la Constitución de la República, que establece que los titulares de la CSJ deben escogerse el 25 de enero.

Tras una espera de seis horas, los miembros de la junta directiva ingresaron al pleno, iniciaron la sesión y leyeron las renuncias del sub procurador general del Estado, Jorge Abilio Serrano y del miembro del Consejo de la Judicatura, Rolando Argueta. Las renuncias les fueron aceptadas bajo la condición de que se haría efectiva sólo si los escogían como Después, el secretario del Congreso, Mario Pérez leyó un informe de la comisión multipartidaria que fue firmada por seis de los once miembros y acto seguido leyó la nómina que proponía para integrar el nuevo poder judicial.

LOS NOMINADOS
Pérez enumeró los siguientes nombres: Rolando Argueta Pérez, Lidia Álvarez Sagastume, Reinaldo Antonio Hernández, José Rodríguez, Jorge Alberto Zelaya, Rafael Bustillo Romero, Edgardo Cáceres Castellanos, Wilfredo Méndez Romero, Rina Auxiliadora Alvarado Moreno, Edwin Ortez Cruz, Reina Auxiliadora Hércules Rosa, Miguel Alberto Pineda Valle, María Fernanda Castro, Jorge Abillo Serrano Villanueva y Alma Consuelo Guzmán García.
La lista fue discutida y enseguida fue sometida a votación, reflejándose en la pantalla 81 votos a favor, 42 en contra y dos “No se ha conseguido la mayoría calificada”, dijo entonces el presidente del Congreso Nacional, Mauricio Oliva, mientras los legisladores de LIBRE y PAC murmullaban a manera de celebración por el resultado que impedía al oficialismo instalar la Corte “No creo que sea motivo de alegría el hecho que no se haya podido
elegir un poder del Estado”, replicó molesto el diputado presidente, quien acto seguido dijo que siendo que los resultados de la votación eran predecibles, había advertido a los miembros del actual tribunal supremo que seguirán en sus cargos hasta que en el Congreso exista un acuerdo para elegir a sus sustitutos.

Oliva convocó a los diputados a una nueva sesión a las cuatro de la tarde de este martes recurriendo al mecanismo de elección de candidato por candidato, mediante voto directo y secreto.

Pero como los diputados de LIBRE y PAC gritaban que votarían de forma pública, Oliva dijo: “Les recuerdo que todos los que están aquí juraron cumplir y hacer cumplir la Constitución”, refiriéndose a que la Carta Magna establece que la segunda votación es secreta.

ACUERDO PARTIDO LIBRE Y NACIONAL

La escogencia del nuevo Poder Judicial no fue posible pese a un acuerdo alcanzado al filo de las siete de la noche entre los partidos Liberal y Nacional consistió en permitir que los liberales presentaran siete candidatos a magistrados y los nacionalistas ocho, tal como El Partido Liberal al inicio de las negociaciones demandaba la
posibilidad de proponer ocho candidatos, de entre los cuales además debería salir el presidente o presidenta de la Corte.

La final el Partido Liberal cedió un puesto a los nacionalistas, pero negoció uno o varios puestos en la Sala Constitucional, confirmó el diputado Manuel Iván Fiallos.

El presidente del Consejo Central Ejecutivo del Partido Liberal (CCEPL) había dicho temprano que ese instituto político consideraba trascendente, por razones de gobernabilidad, poseer magistrados propuestos por la bancada rojiblanca en la Sala de la Corte que resuelve recursos de inconstitucionalidad.