El maravilloso mundo nutricional y medicinal del coco: fruta tropical

1280
El coco, una de las mejores frutas que existen.

El coco es una de las frutas más completas por el valor nutricional que aporta al ser humano, por lo que debe conocer sus propiedades y aprender a ingerir su agua y comida.

Este alimento de origen tropical es una maravilla y es utilizado para varias recetas culinarias y también como suplemento o en la medicina natural efectiva.

Muchos estudiosos  han investigado las propiedades del coco, y han descubierto que es muy beneficioss para la salud. Esto, porque tiene propiedades antioxidantes, capacidad para regular la presión sanguínea y disminuir los triglicéridos. Además es rico en fibras y minerales (potasio, fósforo, magnesio, hierro y vitaminas E, C, y B).

De cáscara gruesa y peluda, la pulpa del coco es blanca y con un aroma inconfundible. Por lo que 100 gramos de pulpa le proveen 342 calorías; sí, es una de las frutas más calóricas pero con un sinfín de propiedades nutritivas.

Recomendado por la OMS

De tal forma, que la Organización Mundial de la Salud (OMS) lo recomienda para todo tipo de personas en todas las edades. Incluso, muchos naturistas lo utilizan como sustituto de la leche materna, asó lo asegura el padre Fausto Milla en San Pedro Sula.

En otras ocasiones es utilizado como suero natural en procesos de dengue. Por lo que si ve a un vendedor de cocos en la calle, no dude en comprarle uno.

El coco crece en los cocoteros, la palmera más cultivada del mundo, y en Honduras se puede ver en la Zona Norte. Cabe mencionar, que no se oye el típico chapoteo del agua en su interior es porque el coco está seco y con la pulpa rancia.

El coco se conserva durante dos meses. Después de abierto, se ha de consumir en el mismo día o guardarse en un recipiente tapado con agua, no más de cinco días.

Es preciso decir, que del coco también se origina aceite, manteca, leche y harina, urilizados en el beneficio de la piel y comidas. 

De interés: La importancia de la vitamina C para el organismo, ¿qué alimentos la tienen?