21.7 C
San Pedro Sula
domingo, diciembre 5, 2021

Ejercicios para recuperarse después de una fractura de tobillo

Debes leer

REDACCIÓN. Realizar ejercicios para recuperar movimiento y funcionalidad tras una fractura de tobillo es la norma recomendada en la actualidad. Se ha impuesto el protocolo de rehabilitación temprana y de movilidad del miembro en cuanto se hace posible y no hay dolor.

Por supuesto que esto lleva un tiempo prudencial y que el proceso debe ser guiado por un profesional de la fisioterapia. De todos modos, algunos movimientos pueden concretarse en el hogar para contribuir a la mejora.

Lea también: Un huevo al día no sube el colesterol, comprueba estudio

Muchos kinesiólogos establecen citas durante la semana en las que el paciente recibe instructivos para ejecutar ejercicios que recuperen la fractura de tobillo en su casa. En ello nos centraremos y comentaremos opciones que son seguras y aplicables.

¿Qué es una fractura de tobillo?

Los tobillos no están compuestos por un solo hueso ni por dos para formar la articulación. Se trata de una zona anatómica donde confluyen tres tejidos óseos vinculados por ligamentos, tendones y músculos.

En términos biomecánicos, el tobillo soporta gran parte del peso corporal y se expone a movimientos de lateralización que lo hacen susceptible de fracturarse. Esto explica la alta frecuencia de esguinces y fracturas que se localizan allí y que se asocian al deporte.

Saber que hacer después de una fractura es importante.
Saber qué hacer después de una fractura es importante.

Según un estudio epidemiológico del año 2013, casi siempre el proceso de esta fractura se explica por un trauma indirecto de baja energía. Es decir, un golpe que no tiene la intensidad de un accidente automovilístico, por ejemplo, y que no siempre concentra energía en el tobillo mismo.

Como bien lo aclara el mismo estudio, es el fútbol el deporte que se lleva la mayor cantidad de fracturas de tobillo. Tanto en deportistas de elite como en los no profesionales, una correcta rehabilitación marcará el regreso exitoso o no a las canchas.

Clasificación de las fracturas de tobillo

Hay muchas formas de clasificar las fracturas de tobillo. Puede considerarse la cantidad de estructuras afectadas, así como la forma de rotura de los huesos. Una manera simple de catalogar la lesión es contabilizando los maléolos que se han roto, que pueden ser hasta 3:

  • Maléolo lateral: se fractura solo el peroné.
  • Maléolo medial: solo está fracturada la tibia en su parte más distal.
  • Dos maléolos fracturados: hay compromiso de la tibia y del peroné al mismo tiempo.
  • Tres maléolos fracturados: lo habitual en esta forma es que se comprometan los dos maléolos ya nombrados y una zona posterior de la tibia.

¿Hay que realizar ejercicios para recuperarse de una fractura de tobillo?

Como bien dijimos al principio del artículo, la indicación de ejercicios precoces en la recuperación de una fractura de tobillo se ha vuelto habitual. Esto no quiere decir que todas las terapias de movimiento sean igual de efectivas. Tampoco que cualquier rehabilitación sea óptima en todo momento.

Es muy importante fijar el tiempo de recuperación total y la posibilidad real de movilizarse sin ocasionar nuevas lesiones. En este sentido, hasta 12 semanas se pueden requerir para regresar a la actividad deportiva habitual. Esto deberá ajustarse según el abordaje que se haya elegido al inicio, si quirúrgico o no quirúrgico.

Tras 15 días de yeso, la mayoría de los pacientes pueden ser promovidos al uso de una bota walker, que es un dispositivo en forma de calzado rígido que se puede poner y quitar. Esto otorga más flexibilidad y comodidad al afectado, así como facilita la realización de los ejercicios.

Si nos guiamos por un metaanálisis de Cochrane, deberíamos ser cautos antes de asegurar firmemente que la rehabilitación temprana tiene grandes resultados. Según los autores, hay evidencia limitada para el uso de las botas walker en lugar del yeso. Esto reduciría la aparición de dolor.

En cuanto a los ejercicios en sí para recuperarse de una fractura de tobillo, el metaanálisis asegura que hasta 10 artículos científicos encontraron que la movilización temprana incide en lo siguiente:

  • Acelera el regreso a las prácticas deportivas habituales
  • Mejora la sensación de dolor
  • Aumenta la movilidad del tobillo tras la retirada del yeso

3 ejercicios para recuperarse de una fractura de tobillo en el primer mes

Considerando que las evidencias no son abrumadoras, sí podemos decir que los ejercicios precoces se han impuesto y que debemos hacerlos con una guía precisa. La idea es limitar la posibilidad de efectos adversos por una mala ejecución.

Algunas personas no saben que hacer luego de una fractura de tobillo.
Algunas personas no saben que hacer luego de una fractura de tobillo.

En este pequeño listado explicamos algunos movimientos que se recomiendan durante el primer mes posterior a la fractura. Por supuesto, no deben realizarse hasta tanto se haya retirado el yeso y el traumatólogo indique el uso de la bota walker.

1. Flexión plantar

  • La pierna con la fractura debe estar apoyada en el piso y la otra flexionada en la rodilla.
  • El miembro afectado debe ser estirado en su parte más distal, como si se quisiese hacer puntillas de pie en el aire, sin apoyo. Los dedos del pie deben apuntar hacia fuera.
  • Luego se relaja lentamente deshaciendo el movimiento.
  • Con 10 repeticiones es suficiente.

2. Dorsiflexión

  • La posición inicial es la misma que empleamos en el ejercicio anterior.
  • La pierna fracturada debe flexionar el pie hacia el cuerpo. Los dedos de ese miembro han de apuntar hacia arriba y buscar dirigirse al torso. Todo esto sin doblar la rodilla de ese mismo lado.
  • Se regresa a la posición inicial con lentitud.
  • De nuevo, 10 repeticiones son suficientes.

3. Alfabeto

Para avanzar hacia este movimiento hay que tener seguridad de que el dolor ha disminuido. Quizás sea más recomendable para la quinta o sexta semana de recuperación.

  • Es posible estar sentado con ambos talones apoyados en el piso o acostado con el miembro fracturado sostenido por una almohada.
  • El pie lastimado debe trazar en el aire las letras del alfabeto, como si se las dibujara con la punta de los dedos.
  • La cantidad de repeticiones está sujeta al dolor o molestias que se puedan percibir en la ejecución.

3 ejercicios de recuperación de una fractura de tobillo a los 2 meses

Tras haber superado el momento más álgido del abordaje de la lesión y los primeros pasos de rehabilitación, se avanza con la musculación de los miembros inferiores y el estímulo de la propiocepción. Lo primero tiene el objetivo de crear tejido de sostén periarticular que contenga las posibles debilidades del tobillo.

El estímulo de la propiocepción es una mejora en el sentido del equilibrio, que seguramente se ha perdido por el uso del yeso y por la menor actividad física que se acumuló en el último mes. Quizás requieras algunos implementos que se alquilan en tiendas especializadas de fisioterapia.

1. Levantamiento de talones

Para ganar fuerza y recuperar masa muscular en los gastrocnemios, que están en la pantorrilla, sigue los siguientes pasos:

  • Pon un silla frente a ti con el respaldar hacia tu abdomen. Apoya las manos en este respaldar y que los pies estén apenas separados.
  • Levanta los talones sin flexionar las rodillas y manteniendo las puntas de los dedos en el piso.
  • Sostiene la posición y baja lentamente.
  • Series de 10 repeticiones con espacios de descanso son recomendables.

2. Flexión con resistencia

En este caso se necesita una banda de resistencia. Son implementos baratos en el mercado y hasta se pueden alquilar.

  • Toma la posición que explicamos en los primeros dos ejercicios del segmento anterior.
  • Cruza la banda de resistencia alrededor del pie, de modo que pase por debajo de los dedos del miembro inferior fracturado. Luego tomas la banda con tus manos ejerciendo una leve fuerza que obligue al pie a apuntar hacia el cuerpo.
  • Contra esa fuerza, intenta que la planta del pie se flexione, buscando que los dedos apunten hacia afuera, como lo hacíamos en el primer ejercicio para las semanas iniciales.
  • Relaja con lentitud y repite 10 veces.

3. Propiocepción

Para este ejercicio necesitarás una pelota de goma de fisioterapia. La puedes adquirir a un costo mínimo, que te la presten o alquilarla.

  • Te recuestas sobre una superficie dura con la pierna afectada doblada a la altura de la rodilla y la otra estirada completamente. Es una posición inversa a la que veníamos aplicando para otros ejercicios.
  • Colocas la pelota de goma en la planta del pie lesionado, como si la pisaras contra la superficie que te sostiene.
  • Haces que la pelota recorra toda la planta del pie con el movimiento suave de tu tobillo, de manera que percibas su presión en cada sector de la piel.

Los ejercicios para una fractura de tobillo necesitan guía

Si bien todos los ejercicios para recuperarse de una fractura de tobillo que hemos explicado se pueden realizar en casa, la guía profesional es indispensable. En primer lugar, el traumatólogo tratante determinará los tiempos de uso del yeso y de la bota walker.

Pero no menos importante es el rol del fisioterapeuta que establecerá las rutinas en el consultorio y la guía para los movimientos en el hogar. No faltes a las citas de rehabilitación y sigue al pie de la letra lo que indiquen los profesionales para no retrasar tu mejoría.

Fuente: Mejor con Salud


🔹 Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: http://bit.ly/2LotFF0.

Más noticias

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Últimas Noticias