EE.UU: Padres que manden a sus hijos “mojados” también serían procesados

268
padres
Los padres de menores podrían enfrentar cargos si mandan a sus hijos ilegalmente a EE.UU

EE.UU.- Las nuevas directrices de la administración de Donald Trump incluyen procesar a los padres que paguen a traficantes –conocidos como coyotes– para que lleven a sus hijos a los Estados Unidos, según trascendió extraoficialmente esta semana.

En ese sentido, las medidas fueron detalladas en memorandos del secretario del Departamento de Seguridad Nacional, John Kelly. Estas anteriores, publicados como tales por The Washington Post.

Asimismo, el memorando señala que los padres y familiares de los niños que intentan ingresar de manera ilegal a los Estados Unidos “suelen pagar a los contrabandistas varios miles de dólares para traer a sus hijos”. Quienes son muchas veces “víctimas de robo, extorsión, secuestro, asalto sexual y otros delitos de violencia.  Cometidos por los contrabandistas y otros criminales”.

Se conoció que la Sección M de uno de los memorandos, ordena efectivamente que:

Todo aquel envuelto en la contratación de traficantes de menores sea  procesado para deportación. O inclusive demandado criminalmente por violar las leyes migratorias.

Mundo: Conoce los derechos que protegen a los inmigrantes en materia laboral

Hasta ahora, no existe en los récords de detención de  los menores, evidencia de que los padres pagaron a coyotes. Esas preguntas no las hacen en los  albergues, cuando los niños son entregados a la Oficina de Reasentamiento de Refugiados (ORR).

Pero las nuevas medidas implicarían que esa oficina comparta la información de los guardianes de los menores en proceso de deportación y que ICE (Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de los Estados Unidos) investigue si hubo o no contratación de traficantes de indocumentados.

Padres afectados

Esto afectará a padres de menores que fueron detenidos sean beneficiarios de TPS o indocumentados.

Luego, asegura que el director del ICE y el comisionado de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP):

“Garantizaremos la correcta aplicación de nuestras leyes contra quienes –directa o indirectamente– faciliten el contrabando y el tráfico de niños extranjeros en EE.UU”.

padres
Esta seria una de las nuevas políticas del presidente Trump

Según el documento, esa correcta aplicación de la ley incluye colocar a tales personas extranjeras en procedimientos de remoción, si son removibles. O “remitir a tales personas para el enjuiciamiento penal según proceda”.

De concretarse esas medidas, los padres podrían ser deportados, incluyendo aquellos que tienen TPS.

Menores no acompañados

La guía también hace más difícil que los niños que entran en el país de manera irregular sean tratados como:

“Menores extranjeros no acompañados”.

El documento llama a acabar con los “abusos” actuales. Al afirmar que, en algunos casos, estos niños “continúan recibiendo protección” como menores no acompañados. Incluso si tienen padres o tutores que viven de manera irregular en Estados Unidos.

Fuente: El Mundo