24.6 C
San Pedro Sula
jueves, julio 25, 2024

Dolor y consternación invaden el velorio de Ana Lizeth Hernández

Debes leer

Tegucigalpa, Honduras. En un ambiente lleno de tristeza y consternación, familiares, amigos y compañeros velaron el cuerpo de Ana Lizeth Hernández en Zambrano, Francisco Morazán.

El velorio de Hernández, cuyas circunstancias de su muerte el pasado 19 de marzo en el interior de su casa siguen sin esclarecerse, comenzó la noche del sábado y concluirá este domingo, cuando los familiares entierren los restos mortales de la joven.

En algunas imágenes difundidas a través de las redes sociales, se observa el ataúd donde yacen los restos mortales de la joven, que era esposa de un militar a quienes los familiares de la víctima creen responsable.

Junto al féretro aparece el padre de la joven, quien está sentado sobre dos sillas y recostado sobre el ataúd. El lugar donde se llevará a cabo el entierro no se ha revelado.

La muerte de Ana Hernández ha provocado consternación entre la sociedad hondureña.

velorio de Ana Lizeth Hernández
Familiares y amigos estuvieron presentes en el velorio.

Autopsia

Ayer sábado, las autoridades forenses finalmente practicaron la autopsia al cuerpo de la víctima, tal y como demandaban los familiares. El resultado determinará si su muerte fue un suicidio, como trascendió inicialmente, o no.

La autopsia se realizó en la facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), en Tegucigalpa, y se espera que en los próximos días se entregue un informe que indique las causas oficiales del fallecimiento.

La mujer estaba muerta al interior de su vivienda en la comunidad de Zambrano, sector de Villa Foresta.

Nota relacionada: Familiares de esposa de militar hallada muerta protestan en la CA5

Sospechoso

De acuerdo con el informe policial, Ana Lizeth Hernández murió por una herida de arma de fuego. Pero, hasta el momento, su fallecimiento está clasificado como «indeterminado».

Sin embargo, sus familiares exigieron desde un inicio a las autoridades investigar la muerte, debido a que no creen que se haya tratado de un suicidio.

De momento, se ha especulado que la pareja sentimental de la joven, el militar Allan Franco Méndez, pudo haber sido el responsable.

En ese sentido, el esposo de la fallecida fue detenido para efectos de investigación. El individuo tenía en su vivienda y de manera ilegal 11 cargadores de fusiles, 1 cargador de pistola. Además de 75 proyectiles de fusil, 160 casquillos de bala, 6 granadas, 243 casquillos y 45 municiones.

Estás a un paso de recibir nuestro PDF Gratis

Última Hora

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido