SAN PEDRO SULA. 25 años en prisión pasará Carmen Irene Canales Budde quien fue declarada culpable por el delito de la extorsión. Dicha pena fue impuesta por los jueces de sentencia que conocieron el caso.

La sentencia había sido dada el pasado 27 de abril en la sala número 2 del Tribunal de Sentencia en los Juzgados de San Pedro Sula. La fémina había acudido ese día al Tribunal a escuchar la sentencia que le impusieron.

La Fiscalía presentó suficientes pruebas en contra de la fémina acusada, en esas pruebas la incriminaban como la mujer que extorsionaba en varios negocios. El fallo contra Canales fue por unanimidad de votos condenatorios.

La Fiscalía Contra el Crimen Organizado presentó un testigo protegido. Quien culpó a la mujer de llegar a su negocio exigiendo el pago de dinero de la extorsión. Luego la mujer enviaba a dos hombres a cobrar el dinero al negocio. Esto según el testigo de la Fiscalía.

Este hecho se produjo durante varios meses, donde el comerciante sufría amenazas por miembros de la pandilla 18.

Según la Fiscalía los sujetos llegaban al negocio en nombre de la acusada y una vez recibían el pago se marchaban del lugar.

Lea también: Lo capturan dentro del Villeda Morales por el asesinato de cuatro personas

Asimismo, La Fiscalía llevó a declarar a agentes que participaron en la investigación del caso de la extorsión en la Lima. Estos declararon en contra de la mujer detenida.

Pena por el delito de la extorsión 

La ley de Honduras da una pena máxima de entre 15 a 20 años en prisión a quien se le encuentre culpable del delito de la extorsión. Además de una pena de 50 salarios mínimos.

La defensa de la fémina tiene 20 días para interponer un recurso de casación en la Corte Suprema de Justicia. De no ser así sentencia se cumplirá como tal.