30.1 C
San Pedro Sula
viernes, mayo 20, 2022

Cómo dejar de roncar

Debes leer

Múltiples razones pueden existir para que una persona ronque durante la noche: una mala posición en la cama, exceso de cansancio, resfrío, alergias e incluso cambios hormonales.

El problema principal reside cuando estos molestos ruidos se repiten noche tras noche, haciendo que toda tu familia duerma mal en junto contigo.

Según un estudio realizado por el Instituto de Investigación del Sueño, esta anomalía “se da por factores genéticos que indiscutiblemente se disponen al ronquido, aunque no es habitual roncar en la infancia. Es en la edad adulta, al desarrollarse las vías respiratorias, cuando comienza a manifestarse”.

1. ¡Urgente! a perder peso: Talvez es el más difícil de todos, ya que si eres antojado o ansioso te costará seguir este paso, pero sin duda alguna el más importante. Según los Archivos de Bronconerumología “es un hecho demostrado que los obesos tienen cinco veces más probabilidades de roncar”, y que pequeñas pérdidas de peso implican una importante reducción de los ronquidos. Tres kilos menos pueden rebajar a la mitad el número de ronquidos a la hora, y adelgazando 7,5, los ronquidos llegan a desaparecer”.

[ot-caption title=”” url=”https://www.tiempo.hn/wp-content/uploads/2015/08/RONCAR1.jpg”]

2. Evita dormir boca arriba: Aunque puede ocurrir en cualquier postura, es más frecuente realizarlo boca arriba ya que la lengua se va hacia atrás y aprieta la vías aérea. Para que esto no ocurre intente levantar su cabeza con la almohada más alta que encuentre.

3. Baje los niveles de alcohol: Todos los expertos en sueño saben que el alcohol es un imán para los ronquidos. Sanjay Patel, profesor de la Facultad de Medicina de Harvard y experto en trastornos del sueño, asegura: “Las parejas de los roncadores dicen que el ronquido es intolerable cuando su compañero se ha tomado un par de cervezas” hecho producido por el relajo de los músculos de la boca. Un consejo, no tome alcohol en las últimas horas de la tarde.

4. En el caso de ser pareja del roncador muévalo o haga ruidos: Según el experto del Instituto de Investigaciones del Sueño, “al hacer ruido, o también al tocar ligeramente a la persona roncadora, se le alerta brevemente y el cerebro aumenta el impulso respiratorio y activa el tono de los músculos (dilatadores) de la faringe, con lo que el ronquido desaparece transitoriamente”.

[ot-caption title=”” url=”https://www.tiempo.hn/wp-content/uploads/2015/08/RONCAR2.jpg”]

5. Utilice productos antirronquidos, pero no se fie cien por ciento en ellos: Muchos dispositivos bucales que adelantan la mandíbula pueden ayudar a evitar estos molestos sonidos. Según expertos “tienen que ser fabricados a medida por un dentista” así como también las tiras nasales que son mucho más baratas y sencillas de utilizar, además muy prácticas ya que abren los conductos nasales haciendo que el aire pase de mejor manera por los conductos respiratorios. Cuidado con las almohadas antirronquidos, que sirven sólo para un cierto grupo de roncadores, así como también algunos remedios naturales que prometen maravillas.

6. Ejercitar la boca antes de dormir: Según estudio de la revista brasileña Chest, repetir esta rutina cada día podría llegar a reducir un 36% la frecuencia de los ronquidos y un 59% la potencia:

1. Pegue la punta de la lengua al paladar y arrástrela hacia atrás.

2. Pegue la lengua al paladar y presione.

3. Haga que la lengua se mantenga en el suelo de la boca mientras que la punta está en contacto con los dientes delanteros de la mandíbula (de abajo).

4. Levante el paladar blando y la campanilla pronunciando la vocal “a”.

Diego Sánchez Borreguero, del Instituto de Investigaciones del Sueño, propone un entrenamiento más fuerte, para repetir varias veces a lo largo del día:

1. Diga en voz alta, con fuerza, las vocales durante 3 minutos.

2. Coloque la punta de la lengua detrás de los dientes superiores delanteros y deslice la lengua hacia atrás durante 3 minutos.

3. Con la boca abierta, mueva la mandíbula hacia la derecha y mantenga esa posición durante 30 segundos. Haga lo mismo a la izquierda.

4. Con la boca abierta, contraiga los músculos contra el dorso de la garganta durante 30 segundos.

5. De cara a un espejo, mueva la úvula (campanilla) hacía arriba y hacia abajo.

Sin duda estas propuestas pueden ayudar, pero si considera que puede tener un problema mayor que lo mantiene constantemente cansado o sin respirar mientras duerme, acuda a su médico para descartar otro tipo de anomalías.

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido