Cómo darse cuenta si el kilometraje de un carro está «trucado»

88
Kilometraje
Imagen de referencia.

REDACCIÓN. En los últimos cinco años, el número de discrepancias entre la cifra que refleja el cuentakilómetros de un vehículo y los kilómetros recorridos realmente se han incrementado más de un 10%, según ha informado la consultora británica HPI. ¿Cómo identificar un cuentakilómetros trucado? Sigue estos sencillos pasos.

De todos los vehículos revisados en 2011 por HPI, más de un millón registraron una lectura de kilometraje inconsistente. Es decir, el cuentakilómetros de uno de cada 20 automóviles examinados había sido trucado. Estos datos suponen una amenaza para los compradores de coches de segunda mano, ya que podrían llegar a pagar cientos, o incluso miles, de euros más por un coche que en realidad tiene muchos viajes a sus espaldas.

Para los vendedores, resulta muy fácil aumentar el precio de venta de sus vehículos reduciendo la cifra reflejada en el cuentakilómetros, según indica la consultora. Una práctica que resulta más sencilla incluso cuando se trata de dispositivos digitales, ya que detectar que éstos han sido trucados se convierte en una tarea más complicada.

El verdadero riesgo al que se exponen los compradores confiados no es sólo tener que pagar por el vehículo un precio superior all que le corresponde, sino incurrir en más gastos después de la compra, ya que el coche estará más deteriorado de lo esperado y podría haberse saltado alguna revisión.

Lea también: Tesla Cybertruck alcanza los 200,000 pedidos en tres días

Trucos para identificar un kilometraje trucado, según HPI:

  1. Comprueba el historial de revisiones. Asegúrate de que los kilómetros que figuran en la factura de la revisión concuerdan con los que marca el cuentakilómetros.
  2. Habla con el propietario anterior para comprobar que los kilómetros recorridos cuando vendió el coche coinciden con los que marca el cuentakilómetros.
  3. Confía en tu instinto y busca cualquier prueba que demuestre que el coche haya sido trucado.
  4. Revisa el cuentakilómetros. En ocasiones, los vendedores lo trucan antes de la primera impresión del comprador y lo devuelven a su kilometraje real en el momento de la compra. Asegúrate de que coinciden.
  5. Busca señales de desgaste y deterioro en el coche; ¿si el vehículo  tuviera los kilómetros que dice el vendedor, estaría el volante tan gastado?