Desarticulan red que falsificaba constancias de antecedentes penales

267
Desarticulan red que falsificaba documentos
Autoridades desarticulan red que falsificaba documentos públicos y privados en la zona central del país.

Comayagua, Honduras. Elementos de la Policía Nacional a través de la Dirección de Investigaciones (DPI) y fiscales del Ministerio Público (MP), desarticularon en las últimas horas una red de falsificadores de documentos públicos y privados, en el departamento de Comayagua, zona central de Honduras.

Las autoridades realizaron varios allanamientos en busca de evidencia, que producto de investigaciones habrían logrado indagar. La acción policial se desarrolló en el barrio Torondón de Comayagua.

En el lugar, el MP verificó que se estaban emitiendo constancias de antecedentes policiales y antecedentes penales falsos; entre otros documentos públicos y privados que fueron decomisados.

Durante la inspección realizada por los técnicos especialistas de la DPI, se encontró como evidencia varios formatos escaneados de la hoja de antecedentes policiales y antecedentes penales.

Agentes de la DPI revisaron las computadoras de dicho local, a fin de encontrar más evidencia.

Finalmente, se indicó que seguirán con las pesquisas necesarias para dar con el paradero de más evidencias físicas. Asimismo, las autoridades informaron que se detuvo a varias personas para objeto de investigación.

Entre tanto, los detenidos no fueron identificados para proteger su identidad y no entorpecer las investigaciones del caso.

Lea también: Identifican a víctimas de masacre en Siguatepeque

Olancho: encadenado al pie de su cama

El MP a través de la Fiscalía del menor rescató en las últimas horas a un jovencito que vivía en condiciones deplorables en la comunidad de El Nance, municipio de Campamento, oriente de Honduras.

Un grupo de fiscales del Ministerio Público respondieron a una denuncia. En dicha denuncia se indicaba que un infante permanecía encadenado de su pierna derecha. Además, atado a la pata de la cama donde dormía.

Fue así que se presentó un requerimiento fiscal contra Gladys Oneyda Pérez, madre del niño. Esto, por el delito de maltrato por transgresión en contra de su vástago.

Cabe mencionar que al momento de la liberación del menor, este estaba sentado a la orilla de su cama, con una cadena de hierro en su tobillo derecho y con un calcetín que le protegía para evitar hacerse daño.