COHEP: «se pueden aceptar tarifas, pero sin imposición del Gobierno»

298
Según Cohep la fijación de tarifa afectaría economía de la población.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. El director ejecutivo del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (COHEP), Armando Urtecho, manifestó que se pueden fijar tarifas con el transporte pesado siempre y cuando no hayan imposiciones del Gobierno.

En ese sentido, Urtecho señaló que para realizar un acuerdo se debería conformar una mesa de diálogo. Por lo que indicó que en está discusión se deben presentar transportistas, empresa privada y representantes del gobierno.

«Se pueden aceptar tarifas entre los usuarios del transporte y transportistas, pero no debe ser impuesta por el gobierno. Podemos llegar a un acuerdo con los transportistas siempre y cuando sea sin presiones y sin insultos», manifestó el titular.

Con respecto al tema, también indicó que el COHEP se encuentra a la espera de la convocatoria del ministro de la presidencia, Ebal Díaz. Puesto que así se podrá desarrollar la reunión a la que acudirá sector transporte y Gobierno.

Cabe destacar que los miembros del sector transporte, han reclamado al COHEP que el nuevo pago de tarifa es de 1.24 dólares por kilómetro recorrido.

Lea también: Transportistas de carga quieren desbloquear el impase de tarifas con el Cohep; amenazan con paro

Fijación de tarifa afectaría economía en la población

Por otro lado, la directiva del COHEP indicó que de realizar una fijación en los precios de la tarifa del transporte pesado podría afectar a la población. Puesto que se señaló que eso provocaría un descenso en la capacidad económica de la ciudadanía.

Mediante un comunicado que el COHEP realizó hace algunas semanas, se explicó que el 13 de diciembre del 2011, el Gobierno emitió el acuerdo Ejecutivo No. 01417. En dicho instrumento jurídico se fijó una tarifa de $1.24 (Dólares 1.24), por kilómetro recorrido al transporte de carga terrestre. Y el 15 de junio de 2012 un segundo Acuerdo Ejecutivo No. 0466.

A efecto de eso, se indicó que la Corte Suprema de Justicia (CSJ) resolvió no admitir los recursos de casación interpuestos por el Estado de Honduras. Y de ese modo confirmó la sentencia de la Corte de Apelaciones de lo Contencioso Administrativo que declara la nulidad de los acuerdos antes mencionados. Lo anterior, por considerarlos inconstitucionales e ilegales.