COHEP advierte: Ley de rescate financiero solidario perjudicará a la banca

628
COHEP Ley de rescate financiero
El COHEP afirma que de aprobarse la ley de rescate financiero, las instituciones bancarias no soportarían las medidas.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Armando Urtecho, director ejecutivo del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (COHEP), dijo que el sistema financiero nacional puede caer en una crisis si se aprueba el anteproyecto de ley denominado “Plan de Rescate Financiero Solidario”, en la forma que está redactado.

El empresario, advirtió que el sistema financiero nacional hay que protegerlo y no manejarlo de manera «populista», porque su solidez es de interés prioritaria para el país.

En ese sentido, manifestó: “Creemos que el Congreso Nacional debe valorar adecuadamente la decisión que va a tomar. Hemos hecho las observaciones y consideramos que el proyecto no es adecuado”.

Perjuicio a la banca

El director ejecutivo del COHEP cree que con la propuesta puede ocurrir un manejo inadecuado. El cual comparó con el que sucedió con el Banco Nacional de Desarrollo Agrícola (Banadesa).

“No podemos apoyar o respaldar iniciativas que rigen precios o afecten contratos que han suscrito los particulares», comentó.

De igual manera, cuestionó que si el proyecto es tan bueno ¿por qué los bancos del Estado no condonan las deudas a sus afiliados?

Asimismo, pidió que se respeten las atribuciones del Banco Central de Honduras (BCH) y de la Comisión Nacional de Bancos y Seguros (CNBS). Y que se escuchen las posiciones antes de aprobar cualquier decreto. Además, recordó que el dinero que maneja la banca es de los depositantes, por lo cual debe protegerse.

¿Qué es la ley?

Cabe decir que el gobierno presidido por el presidente Juan Orlando Hernández, envió al CN una propuesta de ley denominada “Plan Financiero de Rescate Solidario”. Esto, con la finalidad de beneficiar a las personas y empresas que tienen dificultades para pagar sus deudas, tras haber sido afectadas por la pandemia del COVID-19.

Sin embargo, la iniciativa disparó las alarmas, puesto que aunque genera expectativa para los deudores, representa temor y polémica por la forma en que busca regular el sistema financiero.

Los economistas y empresarios consideran que el proyecto, estaría atentando contra la economía de mercado.

Lea también: CREE declara “sin lugar” solicitud de la ENEE para modificar contratos de energía

Contenido de la ley

Al ser aprobada esta ley, se le prohibiría a los bancos o financieras la capitalización de interés de los pagos no realizados desde marzo 2020 a diciembre de 2021. Debido a las inestabilidades económicas generadas en las empresas por el COVID-19.

También se prohibiría, por el mismo lapso de tiempo, la aplicación de cargos moratorios, cargos por servicios o cualquier otro costo o cargo adicional de la tasa de interés, incluyendo la tarjeta de crédito.

Establece tasa máximas mensuales del 2% para tarjetas de créditos y 1% para créditos otorgados por instituciones financieras. Bajando del 30% a 12% anual tasa promedio, según lo presentado por la Secretaría de la Presidencia.

Además, la Ley de rescate financiero permitirá otorgar moratoria de créditos sin construir reservas para los créditos por morosidad. Y, sin ningún cambio en la categoría de riesgo de los deudores.

Los empresarios sostienen que los bancos no podrían sobrevivir al impacto que tendrían esta ley de rescate financiero en sus activos.