CNA pide requerimientos fiscales y califica de “tragicomedia” lío de hospitales

295
CNA
El Consejo Nacional Anticorrupción (CNA) expuso irregularidades en el proceso de veeduría de los contenedores que traen los hospitales móviles a Honduras. Pidió intervención de la Fiscalía General mediante requerimientos judiciales.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Requerimientos fiscales contra todos los involucrados en un posible fraude contra el Estado de Honduras pidió este domingo el Consejo Nacional Anticorrupción (CNA) ante el escándalo de los hospitales móviles.

Se apuntó que los actos procesales son necesarios ante la erogación de más de dos mil doscientos millones de lempiras sin los módulos hospitalarios aún en funcionamiento ni un sustento debido de los fondos desembolsados.

La entidad en mención externó la petición a través de un pronunciamiento; el escrito llega luego de un par de días de veeduría ante el atraque del buque que trajo los contenedores respectivos. También se denunció algunas situaciones atípicas presentadas en ese proceso.

Antecedente: Agentes del MP y CNA vigilarán descarga y revisión de los hospitales móviles

¿Facilidades para la veeduría?

En el documento compartido se detalla que, desde semanas anteriores, el CNA efectuó las diligencias correspondientes para participar como un órgano auditor del cargamento que arribó hace un par de días a Honduras.

La Administración Aduanera de Honduras (AAH) accedió a la solicitud, por lo que el equipo de supervisión llegó a Puerto Cortés en búsqueda de una acreditación. No obstante, la primera irregularidad llegó desde el momento de la asignación del sitio de veeduría para el CNA.

En perjuicio para la transparencia, al grupo en mención se le ubicó a al menos un kilómetro de distancia del barco. Como resultado de esa decisión, los emisarios no tuvieron la oportunidad de presenciar el momento en que la mercancía se observó mediante rayos gamma en la Operadora Portuaria Centroamericana (OPC).

Cero accesibilidad a la comunicación

Según la cronología del CNA, el 10 de julio intentó comunicarse con Gerardo Murillo, Gerente General de la Empresa Nacional Portuaria (ENP).

Sin embargo, pese a los múltiples llamados, a través de diferentes medios, no recibieron respuesta. Eso, aún que la organización se identificó como un agente autorizado para inspeccionar el procedimiento.

Detienen revisión

El equipo del CNA se trasladó y presenció la apertura del primer contenedor (de 78), sin embargo, luego del análisis de esa mercancía, se paralizó la actividad. ¿Por qué?

Los auditores que envió el Tribunal Superior de Cuentas (TSC) se negaron a darle continuidad a la inspección. Alegaron que la labor tendría que realizarse hasta que los hospitales móviles estuviesen instalados en los espacios físicos designados; se argumentó como motivo que, de lo contrario, podría perderse la garantía del fabricante.

Por su parte, el Ministerio Público (MP) también notificó que suspendería la labor de auditoría en los contenedores. Ellos sostuvieron que, «de manera dolosa» (con intención) la Inversión Estratégica de Honduras (INVEST-H) no quiso entregar las facturas originales.

¿Por qué INVEST-H no da los documentos? 

Seguido, se plasmó en el escrito la consideración del CNA sobre por qué INVEST-H no entregó los comprobantes necesarios. Se mencionó que las autoridades de la unidad de gestión estarían incurriendo en delitos.

«Con nuestra experiencia en investigación, podemos suponer que se está reconstruyendo información (de las facturas) con el objeto de obstruirse la investigación instruida por el ente persecutor del delito y evitar requerimientos fiscales contra los involucrados», reza el comunicado.

Requerimientos Fiscales

En virtud de las conclusiones anteriores, el CNA pide a la Fiscalía General que presente «a la brevedad posible» los requerimientos fiscales contra cualquier persona que haya tenido incidencia en el supuesto fraude.

De igual forma, el CNA dejó un mensaje a la ciudadanía en general. Se expresó que esa institución permanecerá hasta que la situación perdure; se denominó al conjunto de hechos que engloba el lío de los hospitales como una tragicomedia.

¿Por qué tragicomedia? «Ya que nos están entreteniendo en un escenario donde no hay responsables mientras cada día las estadísticas suman más fallecidos y contagiados», expone el documento.

Luego, se hizo un llamado directo al TSC. Se pidió la reflexión por parte de ese órgano contralor con el propósito de que continúe con los procesos de investigación. Caso contrario, según las autoridades del CNA, se convertiría, de cierto modo, en un cómplice de la comisión de ilícitos.

«No hacerlo implica el incumplimiento de su función constitucional y lo convierte en solidario de los daños mayores que pueden evitarse o consumarse por su negativa de acción», advierte el comunicado.

En la parte final de la nota provista, el CNA manifiesta que desconoce por qué el TSC anunció su participación auditora y se retiró de forma repentina; asimismo, que la decisión retrasa aún más la instalación de los servicios médicos para la nación.