29 C
Honduras
viernes, octubre 15, 2021

Fingiendo ser cliente, desconocido atraca populoso restaurante en Roatán

ISLAS DE LA BAHÍA. Con un casco de motocicleta para evitar ser reconocido, un ladrón ingre­só a un centro de comida rá­pida y ejecutó un asalto a ma­no armada en Roatán, sector de Mud Hole.

El asaltante ingresó al local haciéndose pasar como clien­te, pero de pronto sacó un arma de fuego, según la Policía un 9mm, y amenazó a todos los que se encotraban dentro del establecimiento.

Lo identifican

El intento del hombre por ocultar su identidad no fue po­sible, ya que vecinos de la zona aseguraron conocer al mismo.

A través de diferentes medios de comunicación de la isla se difundieron las imágenes del sujeto que vestía una camisa color blanco, pulsera en la mano derecha, guante color negro en la mano izquierda y pantalón oscuro.

Por tanto, horas des­pués, gracias a la colaboración de los vecinos se logró identi­ficar al asaltante. Las auto­ridades le siguen la pista.

El jefe de la Policía, Mi­guel Martínez Madrid, infor­mó que los vecinos de algu­nas comunidades como me­dida para evitar verse afecta­dos por hechos similares han creado grupos de Whatsapp. Esto, para dar aler­ta de cualquier hecho delicti­vo y así dar aviso inmediato a la Policía.

Le podría interesar: el economista Ismael Zepeda envía peculiar mensaje a la EEH

ANTECEDENTE: un caso similar

En julio de este 2018, un vídeo grabado por la cámara de seguridad de un restaurante y
proporcionado por la Policía, mostró el momento en el que tres personas colaboraban entre sí para robar a uno de los clientes de un establecimiento en San Pedro Sula.

En las imágenes se apreció cómo las tres personas se quedaban de pie junto a una mesa en la que una familia almorzaba sin percatarse de ellas.

Los tres protagonistas del video, todos de complexión gruesa, se ubicaban cada uno en su posición para efectuar el hurto. Al frente, un varón, se colocó al frente para bloquear la vista por delante.

En medio, una mujer que vstía una camisa a cuadros se colocó junto a la silla de la que colgaba una cartera dejada sobre el respaldar. Por último se coloca otra mujer que cubre
la vista desde atrás. En el momento preciso, la mujer de en medio estiró el brazo y rápidamente tomó la cartera, que enseguida pasó a la persona que tenía detrás, en lo que
parecía una muy ensayada maniobra, tras de la cual se pusieron inmediatamente en marcha para alejarse de la mesa de sus víctimas, que no se daban cuenta que eran víctimas de robo. Tras cometer el hurto, las tres personas salieron del local por una puerta que da al exterior.

Escenas como esta advierten de la necesidad de estar atentos a lo que sucede a nuestro alrededor, en especial, en lugares a los que acuden muchas personas. Además de lo necesario que es no dejar descuidadamente las pertenencias. Esto, en lugares donde otras personas puedan tomarlas.

Más noticias

Últimas Noticias

Abrir anuncio

Close
error: Contenido Protegido