HONDURAS. Dos personas del sexo masculino fueron asesinadas la madrugada de este día en la ciudad de las Colinas, Danlí al oriente del país.

Las víctimas se identificaron como José Olman Castro Velásquez y Vil Oney Sánchez Sánchez. Asimismo, es preciso mencionar que las dos personas días atrás habían salido de la cárcel.

Según reporte, los infortunados residían en la residencial El Zarzal de esa ciudad hondureña. Dicho sector queda en la entrada del casco urbano de esa localidad salida hacía Tegucigalpa.

Asimismo, la información establece que los hechores esperaban a los dos sujetos a las afueras de su residencia. Luego los interceptaron y los asesinaron de múltiples disparos.

Vecinos del sector mencionaron que escucharon varias ráfagas de disparos. También dijeron desconocer el nombre de los fallecidos.

De acuerdo a los datos, los victimarios se transportaban en una motocicleta con características desconocidas. Posteriormente del asesinato se dieron a la fuga con rumbo no determinado.

Preliminarmente se maneja que los muertos eran inquilinos porque días atrás habían llegado a vivir a esa colonia. Autoridades ya se encuentran en el lugar realizando el levantamiento cadavérico correspondiente. En la escena del crimen las autoridades contabilizaron más de 40 casquillos de arma de fuego.

Le puede interesarSan Pedro Sula: Tres hombres son capturados por varios delitos, uno de ellos es el homicidio

Otros sucesos de Honduras

En medio de unas cañeras encontraron un cadáver calcinado. El hallazgo se hizo en el Ingenio de Santa Matildesector del Balsamo del municipio de Villanueva, zona norte hondureña.

Hasta el momento se desconoce el nombre de la víctima. La información establece que el infortunado es del sexo masculino por sus rasgos físicos.

Al lugar se hicieron presente miembros de la Policía Nacional y Medicina Forense para hacer el levantamiento respectivo. Cabe indicar que será la autopsia la que determine quién era la víctima.

El reporte policía establece que desconocidos raptaron al sujeto de un sector de Chamelecón. Posteriormente, lo ejecutaron en el lugar donde apareció calcinado.

Se supo que los empleados le prendieron fuego a las cañeras ya que este trabajo se realiza cada cierto tiempo. Ese día cuando los jornaleros se disponían a realizar sus labores se encontraron con la sorpresa del cadáver.