Adolfo Facussé: Si hay vandalismo en protestas, ¿de qué sirven las FFAA?

276
Adolfo Facussé
Empresario Adolfo Facussé.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. El expresidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (COHEP), Adolfo Facussé, opinó el pasado 6 de junio que las protestas deben continuar, pero sin pillaje.

Pero de igual manera, responsabilizó a las Fuerzas Armadas de Honduras (FFAA) y Policía Nacional de no poder controlar el vandalismo que algunas personas comente, quienes, según los protestantes, son infiltrados.

«¡No sirven! Tienes un montón de ejercito y están quemando los furgones y ellos se quedan mirando. ¿Cómo es eso?, ¿entonces para qué sirven?», cuestionó Facussé.

De igual manera, respecto a la problemática por la que había pasado DOLE, él dijo que «una de las empresas bananeras que levantó la costa norte se está yendo porque no puede trabajar aquí, porque no hay garantías jurídicas»

Lea también: Eduardo Facussé cuestiona aprobación de préstamo para Aeropuerto Palmerola

Menos FFAA y más escuelas

Por otro lado, Facussé es de la opinión que el dinero que se invierte en militares debería pasar a las áreas de educación y salud.

«Si vamos a distribuir el presupuesto, entonces, ese dinero déselos a los maestros, a los médicos, pero si las Fuerzas Armadas están para mirarse los ombligos, pues, no los ocupamos», arremetió.

«El dinero teníamos que ponerlo donde sirve a la gente. Yo prefiero cerrar las Fuerzas Armadas y que ese dinero vaya a las escuelas«, aseguró.

Protestas

En cuanto a las protestas ciudadanas, Facussé piensa que deben estar presentes en todo momento, pero sin dañar las propiedades.

«No hay que hacer un estudio: si hay desorden es porque las Fuerzas Armadas no sirven. Tienen que respetar. La protesta puede y debe haber pero no puede ser de pillaje», señaló.

Inversionistas se están yendo del país

De igual forma, el empresario declaró que el sector privado está preocupado por la falta de inversión que existe.

«Estamos preocupados porque no está viniendo ni un centavo de inversión en este país, y si no se invierte no habrá generación de empleo».