TEGUCIGALPA, HONDURAS. Todo apunta a que la Comisión Reguladora de Energía Eléctrica (CREE), prepara un nuevo trancazo para los abonados del sector eléctrico del país eso porque, hasta los momentos no da a conocer las nuevas tarifas que entraron en vigencia a partir del pasado 01 de junio del presente año.

Así lo denunció en las últimas horas el presidente de la Adecabah, Adalid Irías.

De acuerdo a Irías, los comisionados de la CREE se están haciendo los «chanchitos» en anunciar las nuevas tarifas. Lo anterior, genera dudas para el pueblo hondureño porque debieron ser oficializadas hace cinco días.

Según el defensor, ayer se apersonaron a la oficinas de la CREE para solicitarles información sobre las tarifas oficiales. Sin embargo, el guardia de dicha institución no les permitió que ingresar a recabar dichos datos.

Explicó que la Ley General de Industria Eléctrica establece que las nuevas tarifas están vigentes desde el 01 de junio.

“Eso quiere decir que ya comenzaron las nuevas tarifas. Sin embargo se desconoce el pliego tarifario. O sea la tarifa oficial decretada por la CREE. Eso llama mucho la atención porque el silencio deja muchas dudas el pueblo Hondureño”, reiteró el entrevistado.

Por tal razón, Irías fustigó a la CREE por no estar cumpliendo con la función para la cual fue creada. Esa ocupación es proteger a los abonados de la ENEE.

“Queremos saber a cuánto ascenderá realmente el incremento que se va a dar. Así se podrían hacer las consideraciones y Las evaluaciones respectivas. La postura de la CREE realmente no permite evaluar el impacto que va a tener el nuevo incremento. Eso porque no se conoce oficialmente”, criticó nuevamente el presidente de Adecabah.

Le puede interesarDe 45 días más es la amnistía aprobada para morosos con la ENEE

Extraoficialmente se conoce que el incremento oscilaría entre el 5%

A efecto de eso, Irías, indicó que por anuncios extraoficiales han conocido que el incremento oscilará en un 5%. Lo anterior, significaría entre 30 y 40 centavos por kilovatio hora.

“Hipotéticamente el impacto sería de entre 70 y 80 lempiras al que consume entre los 50 y 75 kilovatios hora. Y, aquellos abonados que consumen más de 300 kilovatios hora la factura se les irá muy arriba”, aseguró el reclamante.

No obstante, Irías, remarcó que las cifras oficiales se conocerán verdaderamente hasta que la CREE las oficialice.

“La posición de la CREE deja muchas dudas porque son funcionarios pagados por nuestro dinero. El salario de ellos sale del cargo de comercialización de 51 lempiras que se cobra al abonado.  Eso los obliga para que mantengan informado al pueblo Hondureño de las nuevas tarifas que pudieran haber decretado”.

“Parece que las nuevas tarifas fueran un secreto de Estado.  Sentimos que los comisionados de la CREE se hacen los chanchitos dejando pasar el tiempo. No dan conocer el nuevo pliego tarifario cuando ya debieron hacerlo. Los comisionados están postergando el anuncio de las nuevas tarifas. No se sabe lo que realmente está pasando”, cuestionó.

El silencio de la CREE solo deja sospechas de un nuevo trancazo

El entrevistado dijo que por dicha situación se presume que viene un nuevo trancazo en la energía eléctrica.

“No quieren generar malestar en la población. Suponemos que están esperando que llegue el recibo para que cada quien se desengañe cuando le llegue la nueva tarifa. Cada vez que se revisa la tarifa del kilovatio hora, se disparan los cargos de regularización, comercialización, y alumbrado público. Lo antecedentes son que estos incrementos siempre van muy arriba de lo que la población siempre estima pertinente, enfatizó.

En ese sentido, Irías hace un llamado al Poder Ejecutivo para que “ponga en cintura” a la CREE.

“La CREE lo único que hace es homologar costo que la EEH le transfiere. No tiene ninguna actitud proactiva para defender los intereses de los consumidores”, puntualizó.

Del mismo modo, el valedor solicitó a la CREE socializar con todos los sectores los nuevos incrementos.

Para finalizar, sostuvo la CREE para establecer los incrementos tomó como base los doce incrementos hechos a los combustibles. Lo anterior, se reportaron en el primer trimestre del año a partir del 19 de marzo.

Asimismo, añadió que también utilizan como base fundamental el deslizamiento de Lempira frente al Dólar.

“Se está en desventaja porque la moneda ya se devaluó y se está en 24 Lempiras por dólar. Las tarifas de energía eléctrica están dolarizadas cuando el dólar sube la Lempira baja. Esos son los factores que toman al momento de establecer las tarifas. Queremos saber realmente en cuanto va oscilar el incremento”, concluyó el protector de los consumidores.