15 años pasará en “La Tolva” el victimario de joven mormón

125
joven mormón
Wilmer Leonel Sierra actualmente está recluido en la cárcel de máxima seguridad "La Tolva" en Morocelí, El Paraíso.

TEGUCIGALPA. A 15 años de cárcel condenan a Wilmer Leonel Sierra Maradiaga por el delito de asesinato en perjuicio del joven mormón, Jonathan Ordóñez Matamoros, hecho criminal ocurrido en agosto de 2017 a inmediaciones de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH).

El crimen del joven ocurrió frente al negocio conocido como Amalia Sierra Maradiaga tras una discusión entre ambos ciudadanos. En medio del pleito, Sierra le infirió cuatro disparos a Ordóñez.

El primer disparo que Sierra le infirió a la víctima le impactó en la pierna y los otros en la parte toráxica. Después de cometido el crimen, el supuesto asesino se dio a la fuga en una motocicleta.

A Leonel Sierra se le capturó horas más tarde. Elementos de la Policía Nacional lo encontraron en el barrio El Manchén de la capital y lo llevaron al Ministerio Público.

Lea también: Joven universitario muere a manos de presuntos asaltantes en Tegucigalpa

Gatillero del «Gato Negro»

Según investigaciones de la Policia Nacional, Wilmer Leonel Sierra era un conocido sicario del ya fallecido Juan Osorto o Héctor A. Portillo, alias «Juan Zorro», pero conocido más por “El Gato Negro”.

Luego de la muerte de “El Gato Negro”, Leonel Sierra se independiza y continúa con sus hechos delictivos. Los archivos de la policía revelan que se le había capturado en varias ocasiones. Sin embargo, lograba salir de la cárcel al pagar abogados que “le entienden al trámite”, según las autoridades.

Los hechos

Wilmer Leonel Sierra actualmente está recluido en la cárcel de máxima seguridad en Morocelí, El Paraíso, más conocida como “La Tolva”.

Cabe recordar que el hecho se dio el pasado 13 de agosto. Gracias a un video que capta el momento en que el joven era asaltado pudo darse con su paradero.

El imputado al ser capturado vestía ropa con manchas rojas en su ropa, supuesta sangre.

La motocicleta era del presunto asesino

En su momento, las autoridades policiales dieron a conocer que la motocicleta que aparece en el video era del ultimado. Sin embargo, la motocicleta era del imputado; quien se supone intervino al joven cuando iba camino a la iglesia.

El mormón se congregaba en la iglesia de los Santos de los Últimos Días, ubicada frente a la UNAH. Por su lado, los familiares lamentaron que el joven tomara una ruta diferente a la que acostumbraba para ir al templo.

Según lo que manifestaron, el joven cruzaba toda la máxima casa de estudios para llegar a su congregación. Pero ese día, él decidió rodear la ruta acostumbrada, sin saber que se encontraría con la muerte.