VIDEO | Pepe Lobo prefirió reservar sus comentarios cuando secuestraron al periodista Aníbal Barrow

2529


TEGUCIGALPA.- Pepe Lobo prefirió reservar sus comentarios cuando secuestraron al periodista Aníbal Barrow, allá por el mes de junio del año 2013.

“Mire mi amigo, esos son temas muy delicados”, respondió el por aquel entonces presidente de la República.

NOTA RELACIONADA: Listado de 78 asesinatos: Abogados y comunicadores, víctimas de “Los Cachiros”

“Yo prefiero que lo maneje Seguridad estos temas”, agregó rápidamente.

“Porque a veces uno sin querer puede generar problemas”, explicó, como se puede ver en el video.

Ante la insistencia de algunos reporteros, quejándose porque Seguridad solo había emitido un comunicado y tampoco respondían preguntas, insistió:

“Pero, mire, yo, es más…”, respondió un nervioso Pepe Lobo, “yo sugiero que esto hay que manejarlo con mucha prudencia para evitar cualquier problemita ahí”.

Aníbal Barrow en la lista negra de los Cachiro

El periodista Aníbal Barrow aparece en una larga lista de personas asesinadas a pedido de los Cachiros, según un documento compartido por el Departamento de Justicia de la corte de Nueva York.

Los Cachiros habrían dado la orden y pagado entre 300 y 400 mil lempiras a José Hernán Díaz, alias El Choco por el asesinato.

El ataque fue realizado el 24 de junio de 2013, en las cercanías del Estadio Olímpico Metropolitano.

Su carro fue encontrado abandonado y con restos de sangre.

Sin embargo, el cuerpo no apareció sino hasta 16 días después en una laguna ubicada en Villanueva.

Según la investigación de las autoridades, en aquel momento se reveló solamente que la orden la había dado un “poderoso narcotraficante”.

Se desconoce hasta el momento la razón por la que los Cachiros habrían querido eliminar a Barrow, sin embargo, él era conocido por expresar sus opiniones de política y acontecer nacional sin tapujos.

Pepe Lobo implicado por el Cachiro

El Cachiro Devis Leonel Rivera Maradiaga implicó al expresidente Pepe Lobo de haber aceptado sobornos provenientes del narcotráfico.

Además, habría facilitado la obtención de contratos millonarios del gobierno para empresas de construcción pertenecientes al Cachiro.