Valle: Trasladan unos nueve privados de libertad hacia La Tolva

66
trasladan nueve reos
Reos son trasladados

VALLE. Autoridades encargadas confirmaron el traslado de nueve privados de libertad del penal de Nacaome a la cárcel de máxima seguridad La Tolva en Morocelí, El Paraíso.

Los nombres de los trasladados son Arnoldo Jímenez Palma, Benigno Sisnaldo y Martir Maldonado Chirrino.

Además, Yanuario Canales Aguilar, Johan Fermando Aguilar, Noel Morám Mejía y Francisco Isaac Oliva.

Finalmente se trasladó a Edgardo Quiroz Herrera, Ángel Modesto Reyes Santos.

Los reos fueron trasladados esta mañana de sábado en carros de los batallones policiales.

Esta vez el traslado no fue objeto de del despliegue mediático  de otras ocasiones cuando hay movimientos de este tipo.

Otras policiales:  Prisión Preventiva contra integrantes fugados de la Mara 18

Trasladan nueve reos: Antecedentes

En otra nota, dos privados de libertad fueron asesinados en la cárcel de máxima seguridad en Moroceli, El Paraíso, mejor conocida como “La Tolva”.

Uno de los muerto en “La Tolva” respondía al nombre de César Alejandro Chavarría, de 19 años de edad.

Minutos después del incidente las autoridades decidieron levantar el cuerpo y trasladarlo a Tegucigalpa, capital de Honduras.

Hasta el momento se desconoce la causa de la muerte del reo en la cárcel de máxima seguridad. Sin embargo, se especula que también fue una riña entre los mismos internos.

Información policial indicó que el cuerpo del reo ingresó hace poco a la morgue capitalina en un carro de la Fiscalía de El Paraíso.

Muerto en La Tolva

Asimismo, el segundo privado de libertad asesinado en La Tolva es Julio César Osorio Gordon, de 32 años de edad.
De acuerdo a la información proporcionada, el reo perdió la vida producto de un enfrentamiento entre miembros de la pandilla 18.
Además, se indicó que probablemente los hechores hayan sido sus mismos compañeros de celda.
En ese sentido, los guardias penitenciarios decidieron aislar a ocho sospechosos que compartían espacio en “La Tolva”.

El ahora occiso ingresó a Támara en el 2008 luego de recibir una condena de 84 años de cárcel por asesinato, asociación ilícita y almacenamiento ilegal de armas de fuego prohibidas.