TEGUCIGALPA, Honduras. – Las cámaras de seguridad de un local cerca de una universidad de la capital, mostraron la nueva modalidad que usan los ladrones para dañar el pueblo hondureño.

En el video se muestra dos hombres se conducen en un Toyota Corolla, negro sin placas, substrayendo la batería de un auto estacionado en el lugar.

Además, se observa cómo en pleno día el auto entra a un parqueo y un sujeto se baja del mismo. Entonces abre el tonó del carro que está a su lado y procede a sacar la batería.

Sin preocupación se sube al carro que lo esperaba, y ¡listo!: consumado el robo.

Un ciudadano subió el video a las redes sociales, como una denuncia. En este sentido, se hace un llamado a las autoridades pertinentes a que tomen cartas en el asunto.

Según el ciudadano el robo fue el pasado 9 de agosto del presente año.


Cámaras de seguridad ayuda a las autoridades

Cabe mencionar el caso del asesinato del joven misionero Jonatan Ordóñez, en el cual el asesinato fue grabado.

Tras la publicación del video del crimen, las autoridades dieron con la captura del supuesto malhechor.

Además, ayer también circuló un video donde se mostró el asalto de unos ciudadanos.

En las imágenes se ve un automóvil tipo turismo y se estaciona frente a la tienda del conveniencia de la gasolinera.

Del auto se bajaron una mujer y dos niños y entraron a la tienda. Instantes después, un turismo rojo se estacionó al lado del vehículo de la mujer.

Del carro rojo se bajó un sujeto que abrió el vehículo con una herramienta especial sin que ninguna de las personas presentes en el lugar se percatara del acto ilícito.

El individuo sustrajo los artículos y acto seguido el auto rojo se dio a la fuga.

El video fue entregado a las autoridades para investigación.