TEGUCIGAPA, Honduras. – Una persecución policial por parte de agentes de prevención y seguridad, concluyó con la captura en flagrancia de un sujeto en posesión de un vehículo que minutos antes fue robado en un sector de la capital hondureña.

El seguimiento al sospechoso se suscitó en el anillo periférico, a inmediaciones del cementerio Jacaleapa.

Según el informe policial, inicialmente, el automotor se encontraba estacionado frente a Plaza Loarque. De pronto, dos individuos se lo llevaron aprovechando un descuido de su propietario, dándose a la fuga con rumbo desconocido.

Al percatarse del incidente, conductores de taxi, junto al propietario, alertaron a oficiales de policía que estaban en la zona. Posteriormente, inició una feroz persecución que finalizó con la captura del delincuente a inmediaciones de la residencial Honduras.

Esto también te puede interesar: Tegucigalpa: Caen sospechosos de haber “ensabanado” a policía misquito

Un sospechoso bajo custodia y un fugitivo

El sospechoso fue identificado como Junior Fernando Zúñiga Acosta, un joven pintor residente de la colonia Los Pinos.
El sospechoso fue identificado como Junior Fernando Zúñiga Acosta, un joven pintor residente de la colonia Los Pinos.

Actualmente, las autoridades realizan indagatorias para dar con el paradero de otro sujeto que se dio a la fuga. Las características de dicho fugitivo ya están en poder de los agentes policiales que investigan el caso.

Por su parte, el individuo capturado responde al nombre de Junior Fernando Zúñiga Acosta, de 23 años de edad. De acuerdo a datos oficiales, el atracador es pintor, originario de Tegucigalpa y residente en la colonia Los Pinos.

Tras ser detenido, se decomisó un vehículo marca Kia, modelo Sephia, tipo turismo, color rojo, año 2001, con placas PBW0753. Según informes policiales, el automóvil fue robado en Plaza Loarque, alrededor de las 10:00 de la noche del pasado miércoles.

En su intento de escape, los atracadores causaron daños significativos al vehículo.
En su intento de escape, los atracadores causaron daños significativos al vehículo.

Tras ser llevado al Hospital Escuela Universitario para una evaluación médica por las leves lesiones sufridas durante la fuga, Zúñiga Acosta fue remitido a la Fiscalía correspondiente.

Según la valoración de las circunstancias del acto criminal, las autoridades judiciales determinarán si el sujeto será procesado. El acusado deberá responder por el delito de robo o hurto agravado de vehículo en contra de ofendido protegido.