COMAYAGÜELA. Tras una semana del “perfecto” escape de 18 reos de la cárcel de Támara, hoy las autoridades encargadas realizan allanamientos en el norte, centro y litoral atlántico de Honduras en su búsqueda.

En este sentido, la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (FUSINA) desde las primeras horas del día se aprestó a Comayagüela, Francisco Morazán. Lo anterior para hacer la búsqueda respectiva de reos fugados.

De igual manera en el norte de Honduras, en San Pedro Sula se realizan inspecciones y allanamientos de viviendas. Y por su parte, los miembros de la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (FUSINA) buscan los pandilleros en La Ceiba, Atlántida.

Es de mencionar que desde el jueves pasado los reos se fugaron desde el Penal de Támara en Francisco Morazán.

Sin embargo, la confirmación de la fuga, por parte de las autoridades, se dio hasta el sábado pasado. A principio se creyó que eran 23 los reos fugados, pero al final se supo solo de 18, los demás fueron verificados y siguen privados de libertad.

Puedes leer: Llegan a Támara las 77 reclusas trasladadas desde SPS

En operativos pretenden recapturar a pandilleros
En operativos pretenden recapturar a pandilleros fugados en Támara

Reos fugados: Antecedentes

En otra nota, en un medio de comunicación radial trascendió que los 18 reos fugados habían apagado cámaras de seguridad para salir de Támara; sin embargo, la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) lo desvirtuó.

En este sentido, se conoció que la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) concluyó la inspección y decomisos de libros y sistemas de cámaras en Támara días atrás.

La acción fue culminada a la 1:00 de la madrugada en el Departamento de Monitoreo del recinto penitenciario. Entre los elementos decomisados están tres dispositivos que contienen registro fílmico de las cámaras de seguridad.

Además, se secuestraron unos 18 libros de registros, roles de turno, novedades entre otros. Los anteriores serán analizados para la investigación respectiva.

Asimismo, se inspeccionó el Módulo Escorpión de donde se supone se fugaron los reos se constataron comodidades que tenían los privados de libertad de la 18:

Celdas con aire acondicionado, incluso algunas piezas con cerámica en sus paredes. Todas estas acciones se realizaron en el marco de la investigación del MP a través de distintas Fiscalías y la ATIC.