La Juventus puso un pie en la final de la Champions League al ganar 2-0 en el estadio del Mónaco, este miércoles en la ida de las semifinales, con dos asistencias del brasileño Dani Alves convertidas por el argentino Gonzalo Higuaín.

En el minuto 29 y en el 59 funcionó la conexión entre el antiguo lateral del Barcelona y el que fuera ariete del Real Madrid. En ambos goles inició la jugada el mediapunta argentino Paulo Dybala.

El partido de vuelta se disputará en el Juventus Stadium el próximo martes. El ganador jugará la final, el 3 junio en Cardiff, con el vencedor del derbi de la capital española, en el que el Real Madrid se impuso 3-0 al Atlético en la ida, jugada el martes en el Santiago Bernabéu.

Equipo de moda en el continente y líder del campeonato francés, el Mónaco se fue a por la Juventus en el primer tramo. Kylian Mbappé, el prodigio de 18 años, hizo mucho ruido, mostrando su potencia y velocidad ante los experimentados defensas de la ‘Juve’.

El partido era vibrante, con ambos equipos atacando sin reservas. La Juventus, a la media hora de juego, dio la primera estocada en una excelente combinación, que inició Dybala al bajar un balón con un elegante taconazo en el centro del campo.

Entonces Alves jugó con Higuaín, que devolvió al lateral derecho para que se inventara un taquito que permitió al argentino tener un remate limpio para abrir el marcador.

Tras el descanso los protagonistas del primer gol repitieron en el segundo. Entre Dybala y Alves le robaron el balón a un confiado Tiemoué Bakayoko y el brasileño sacó desde la derecha un centro preciso al segundo palo, donde apareció Higuaín para marcar de primeras.

Alineaciones:

Mónaco: Subasic; Sidibé, Glik, Jemerson, Dirar; Bakayoko, Fabinho, Silva, Lemar; Mbappé y Falcao

Juventus: Buffon; Barzagli, Bonucci, Chiellini, Alex Sandro; Pjanic, Marchisio; Dani Alves, Dybala, Mandzukic; Higuain