1. ESTADOS UNIDOS. – El pasado martes 5 de septiembre, el gobierno de Donald Trump anunció el final de un plan de alivio migratorio conocido como DACA.

Dicho programa exime de la deportación y concede permisos temporales de trabajo a unos 800 mil inmigrantes.

El mencionado acto protege a personas que entraron sin autorización a Estados Unidos cuando eran niños y que hoy son popularmente conocidos como “dreamers” (soñadores).

En estas cifras destaca la presencia de unos 21 mil jóvenes hondureños. Estos resultaron beneficiados con el decreto aprobado hace cinco años por el gobierno del expresidente Barack Obama.

Entre esos compatriotas destaca el caso de José Aguiluz, un joven de 28 de edad que trabaja día a día salvando vidas como enfermero en la zona de Washington DC y que luchó en las calles para lograr la creación del DACA.

Al igual que muchos hondureños, el próximo 10 de noviembre se convertirá en un indocumentado más. Es por esto que ha lanzado un llamado para pelear por sus derechos en el país norteamericano.

Un accidente lo obligó a abandonar su país 

¿Por qué tu familia decidió emigrar hacia Estados Unidos?

Sufrí un accidente de tránsito en Honduras a los 15 años y necesitaba una operación de cuello que no podía hacerse en el país. Así que mis padres vendieron todo para poder traeme a mí y a mis hermanos a Estados Unidos.

Eventualmente tuvimos que permanecer en el país debido a los tratamientos y las terapias que necesitaba después de la cirugía.

Este hondureño emigró a Estados Unidos cuando apenas tenía 15 años con el fin de realizarse una delicada cirugía.
Este hondureño emigró a Estados Unidos cuando apenas tenía 15 años con el fin de realizarse una delicada cirugía.

¿Cómo te desarrollaste en lo personal en Estados Unidos?

Después de finalizar mis estudios de secundaria, comencé a estudiar en una universidad comunitaria.

Para poder estudiar y salir adelante tuve que trabajar medio tiempo como electricista; en ese entonces no existía ningún tipo de ayuda financiera o beneficios para personas en mi situación migratoria.

No tenía papeles entonces no había oportunidad de becas ni nada por el estilo. A pesar de eso, después de años de estudio logré obtener un título de asociado en enfermería en el Montgomery College de Maryland.

¿Por qué decidiste estudiar enfermería?

Siempre tuve la inquietud de ayudar a las personas y trabajar en el campo de la salud, entonces decidí estudiar enfermería. Cuando me estaba recuperando de mi cirugía observé todo lo que ellos hacían y eso me inspiró mucho.

Sin embargo, a pesar de contar con educación superior, no podía registrarme como enfermero porque no tenía permiso de trabajo ni seguro social.

A pesar de vivir en Estados Unidos, el DACA le ha permitido visitar a sus familiares en Honduras.
A pesar de vivir en Estados Unidos, el DACA le ha permitido visitar a sus familiares en Honduras.

Obama firma la orden ejecutiva del DACA

¿En qué momento cambió esta situación?

Una vez que el presidente Obama firmó la orden ejecutiva que otorgaba los permisos de trabajo a los estudiantes. De ese modo pude obtener un número de seguro social y pude registrarme como enfermero.

No fue algo sencillo, tuvimos que convencer a la administración Obama para que otorgara esa ayuda a soñadores como yo. Tuvimos reuniones con congresistas, charlas en universidades, participamos en marchas y conferencias de prensa. Tuvimos que luchar mucho antes de que se concretara el anuncio.

José Aguiluz fue uno de los soñadores que luchó para hacer realidad la iniciativa del DACA en la administración Obama.
José Aguiluz fue uno de los soñadores que luchó para hacer realidad la iniciativa del DACA en la administración Obama.

¿Cómo ha sido tu experiencia profesional desde entonces?

Es algo que me llena de mucha satisfacción, hoy en día trabajo en el área de cirugía. Trabajo en todo tipo de situaciones, desde las cosas más sencillas, hasta cirugía robótica u operaciones de corazón abierto.

Mi función como enfermero es asistir al cirujano en todo el proceso de las operaciones. De igual modo trabajar con el anestesiólogo de manera que tengan todos los implementos que necesitan. Veo casos muy interesantes todos los días, no hay muchas personas que hacen lo que yo hago.

¿Qué te dicen tus amigos y colegas luego de la cancelación del DACA?

Muchas personas en el hospital estaban el tanto de mi situación. En los últimos días me han llamado y me han enviado mensajes de texto para expresar muestras de apoyo y cariño. En ese sentido ha sido una buena experiencia.